En los últimos días se está hablando mucho de la vuelta a la actividad del sector de la automoción. Los fabricantes de coches estudian las formas de reabrir sus fábricas con total seguridad para sus trabajadores. Aquí en España se ha elaborado un protocolo sanitario con este fin, mientras que otros países también estudian medidas. Por ejemplo, Ford está probando unas muñequeras especiales para que los trabajadores de sus fábricas mantengan la distancia de seguridad.

La marca del óvalo ya indicó su intención de restablecer su producción en Europa para mayo y ahora está probando un curioso sistema en una de sus plantas americanas. Una docena de trabajadores de la planta de Plymouth, Michigan, se han ofrecido voluntariamente a llevar esta muñequera para luchar contra el coronavirus. Se trata de una especie de pulsera que vibra cuando se acercan más de 1,8 metros (6 pies), alertando a sus portadores de que no se está manteniendo el alejamiento necesario.

Como decíamos, estos trabajadores están realizando algunas pruebas para comprobar si el sistema podría funcionar cuando vayan reabriendo las diferentes instalaciones que permanecen cerradas por el coronavirus. Otras medidas que está valorando la marca americana es la instalación de un escáner térmico para controlar la temperatura de los trabajadores que entran y salen. Por supuesto, se suministrarán mascarillas o pantallas protectoras cuando sea necesario.

Estas cuestiones están siendo tratadas en Estados Unidos con los sindicatos allí presentes. Tampoco es de extrañar que algunas puedan llegar a España, ya que en el protocolo sanitario ya se recogían algunas medidas similares. En el caso de las muñequeras que vibran cuando no se mantiene la distancia de seguridad, podría ser algo interesante debido a su sencillez y facilidad de aplicación en cualquier tipo de instalación. Veremos cómo evoluciona y si esta idea puede llegar a sus fábricas en mayo.

Fuente: Bloomberg

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta