Por si no quedaba del todo claro, recientemente recordamos lo que hay que hacer cuando tienes una ambulancia detrás. Estos vehículos y el resto pertenecientes a servicios de emergencias tienen prioridad en la carretera cuando llevan las señales lumínicas (ahora de color azul) y/o acústicas activadas. Aunque en algunos casos la actitud de otros conductores no es nada cívica y ahora Ford se ha aliado con Vodafone para poner solución a este tipo de situaciones.

Cada minuto que pasa después de un accidente es de vital importancia y se pueden salvar muchas vidas si los servicios de emergencias no sufren retrasos causados por otros coches. Por eso la marca del óvalo está desarrollando un sistema de vehículo conectado para que el usuario sepa con mayor antelación que van a acudir los servicios de emergencias. De esta forma puede irse anticipando incluso antes de ver u oír a bomberos, ambulancias o vehículos de policía.

Actualmente, modelos como el nuevo Ford Focus ya cuentan con el “eCall” para avisar a emergencias automáticamente en caso de accidente. Pero con el “eCall Plus” que están desarrollando podrían avisar también al resto de conductores que están llegando al accidente, a distancias de hasta 500 metros. A través de las pantallas de sus vehículos se mostraría esta advertencia y se animaría a hacer una formación del “pasillo de emergencia”.

De forma paralela, Ford también está trabajando en otra tecnología que iría implantada en los vehículos de los servicios de emergencia. Desde ellos se emitiría una señal para que el resto de conductores conocieran su ubicación exacta y la distancia a la que están. Parece que el futuro de la movilidad también pasa por estas tecnologías conectadas. Además, en este caso hay estudios que dicen que las víctimas de un accidente tienen un 40 % más de probabilidades de sobrevivir si son atendidos cuatro minutos antes.

Fuente: Ford

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta