Durante muchas décadas las películas de ciencia ficción no se han cansado de mostrarnos automóviles capaces de surcar los cielos. Mostrándonos modelos de ensueño capaces de despertar los mayores anhelos. Quién sabe, tal vez en un futuro no muy lejano podamos comenzar a especular sobre la elaboración de dichos primeros prototipos, lo suficientemente reales, como para verlos en vivo y en directo por la mayoría de la sociedad. Es decir, que no resulten tan exclusivos como hasta ahora.

Aunque mientras esperamos a que lleguen mejores tiempos al respecto a continuación os mostramos, con una pequeña pincelada, un listado con los mejores coches voladores hasta el momento. Todo un sueño futurista.

El primer modelo que nos gustaría comentar con vosotros es el coche de vuelo de ‘El Loco Luwdin’. Su sobrenombre llega gracias a que el ingenioso científico Rey Ludwing II de Bavaria fue declarado loco. Y tras el paso del tiempo, 120 años, el modelo que observamos en la galería de imágenes se adjudica a él.  Se trata de un aparatoso globo estático con una base que tiende a asemejarse a un coche, con sus pequeñas ruedas incorporadas y todo.

aerocar1_48
Aerocar. Curioso

Como segundo modelo tenemos la aeronave internacional Aerocar (Taylor Aerocar). Este fue diseñado en 1949 de la mano de Moulton Taylor. El mismo también fue el encargado de construirla. Con unas tonalidades entre verde y amarillo y una delantera que tal vez buscase un parecido a una pequeña camioneta. Aparte de este modelo, antes de fallecer también construyó el Aerocar III, un modelo rojo y con alas plateadas. Mucho más pequeño y sencillo que el primero. La evolución de un modelo a otro es clara.

El tercer modelo que nos ha llamado la atención es PAL-V (Vehículo personal para aire y tierra). Recae en la empresa holandesa PAL-V Europe BV. Es capaz de volar a 200 km/h, aunque algo menos en el aire. Su consumo es mínimo, 3 litros de combustible. Su aceleración puede llegar a ser de 0 a 100 en menos de cinco segundos. Su peso oscila los 550 kilos.  Estamos ante un modelo actual y que se asemeja a lo que las empresas pueden ofertar en unos años.

Pero si hay un modelo sorprendente, ese es el carro volador Moller MX200X. No es necesario puntualizar que dicha construcción fue elaborada por parte del Dr. Moller (1989). Un diseño realmente peculiar. Y aunque se pueda pensar que este platillo volador no pudo salir a flote, todo lo contrario. Se llevó al aire 200 veces y a una altura de 50 pies.

Pero Moller no se detuvo ahí y siguió en sus investigaciones hasta crear a Skycar M400. Un poco más grande de lo habitual, para cuatro pasajeros. En su haber constaban 8 motores y era capaz de sobrepasar los 500 Km/h. Si te gusta y deseas tener una copia, sólo debes poner sobre la mesa un millón de dólares y será tuyo. O sino, lo mejor será esperar a que su producción se realice en serie y así el precio se reducirá a unos 60.000. Tiempo al tiempo.

skyrider_48
SkyRider

Como sexto modelo llamativo tenemos a Macro SkyRider X2R. MacroIndustries Inc. se ha puesto manos a la obra y ha construido un modelo tan efectivo como el Skycar, SkyRider x2R. Un autovolador que es capaz de ir a 200 millas en menos de tres cuartos de hora. Realmente espectacular. Aseguran que se pretende que este prototipo esté en venta en unos años, con un precio que rondaría los 500.000 o un millón de dólares. Ahí queda eso.

Pero si lo que nos gusta es un modelo un poco más ligero, siempre nos quedará la opción de Urban X-Hawk. Se trata de un revolucionario, avión de VTOL desarrollado por Urban Aeronautics Ltd. Su diseño está basado en la inserción de un motor de motocicleta. Con su desarrollo se pretende cubrir la necesidad de disponer de equipos de rescate de emergencia más rápidos, sin temer a posibles obstáculos tanto por tierra como por aire.

Terrafugia Transition. Este es el nombre elegido para patentar el primer vehículo volador personal. Está en manos de una compañía norteamericana que cuenta con exalumnos del MIT. El modelo está pensado para 2 personas, con una autonomía de vuelo de 800Km. Eso sí, a una velocidad media de 120km/h. Su gran virtud, que posee alas desplegables. Su peor virtud, su precio. Un poco elevado. 148.000 dólares.

la-biche_48Aunque si lo que te gusta es surcar los mares a suaves velocidades, tu modelo ideal es LaBiche Aerospace FSC-1TM. Es capaz de alcanzar una velocidad de 275 kph. Aunque su mejor característica es que cuando disponemos utilizar el modelo como coche, tanto las alas como el propulsor trasero desaparecen automáticamente.

Y como última opción, por el momento, os presentamos el avión rodable. Una elaboración de parte de Carl Dietrich. El mismo asegura de su creación que  “intentamos enfocar el proyecto desde el punto de vista de un piloto, alguien que piensa: lo bueno sería tener mi avión en mi garaje en casa en vez de pagar entre 300 y 400 euros por el hangar”.

En un primer momento estaba pensado que saliese en 2010 a un precio que estaría cercano a los 150.000 dólares. Pura calderilla.

Por el momento terminamos con este pequeño listado, no sin antes saber que seguirán surgiendo más y más modelos similares a estos, hasta que un día comiencen a fabricarse de forma global y con producciones en serie. Donde la compra de un modelo similar a estos no requiera tener que estar hipotecado más allá de la muerte.

Ver galeria (15 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta