Bueno, pues ya tenemos aquí la segunda sorpresa del Salón de Frankfurt 2011 (después de la del SEAT IBL Concept) y es que en la “Noche del Grupo Volkswagen”, denominada “Driving Diversity” (una presentación previa al inicio de las jornadas de prensa del salón), y como viene siendo ya habitual, nos han mostrado las novedades que estarán presentes en sus diversos stands (la verdad es que podrían montar un salón del automóvil ellos solitos…)

La que más bocas dejó abiertas entre todos los que seguíamos el evento en directo o a través del “webcast” (entre ellas la mía…) fue cuando Stephan Winkelmann, Presidente y CEO de Automobili Lamborghini S.p.A. anunció la aparición del Lamborghini Gallardo LP 570-4 Super Trofeo Stradale

El “corazón de la bestia” es capaz de ofrecer 570 CV y un par motor de 540 Nm
El “corazón de la bestia” es capaz de ofrecer 570 CV y un par motor de 540 Nm

Y es que la marca de Sant’Agata Bolognese no se “anda con chiquitas” a la hora de diseñar sus versiones especiales, no deja indiferente a nadie. Se trata de un heredero directo de los modelos que compiten en el Súper Trofeo Lamborghini y por lo tanto sus prestaciones están en consonancia a lo que se puede esperar, ya que utiliza “literalmente” el mismo motor V10 empleado en estas carreras de “Gentleman Drivers”, sin modificaciones. El “corazón de la bestia” es capaz de ofrecer 570 CV a 8.000 rpm/min, y un par motor de 540 Nm a 6.500 rpm/min

¿Os habéis asegurado bien la dentadura postiza?, pues esta versión de sólo 150 unidades numeradas del Gallardo es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en apenas 3,4 segundos y alcanzar los 200 km/h en tan sólo 10,4 segundos. Por su parte, la velocidad máxima es de unos estratosféricos 320 km/h.

Lo que más llama la atención de su aspecto externo, es el alerón posterior, tomado directamente de la versión de competición, regulable manualmente, y realizado, como no podía ser de otra forma, en fibra de carbono. También este material se encuentra repartido por doquier a lo largo y ancho de este Gallardo, como por ejemplo en el capot-motor, extraíble gracias a un sistema de apertura rápida. Gracias al uso intensivo de este material, el peso se queda en 1.340 kg, lo cual favorece que se logre una relación peso/potencia de 2,35 kg por CV.

En otro orden de cosas cabe mencionar el exclusivo color de la versión presentada, denominado “Rosso Marte”, en honor al color que lucían todos los vehículos de carreras italianos a principios del pasado siglo XX. Aunque según la información de prensa facilitada, también estará disponible en unos preciosos “Grigio Telesto” o “Bianco Monocerus”.

Este es el "puesto de mando" que te llevará al hiperespacio...
Este es el "puesto de mando" que te llevará al hiperespacio...

Si ya hemos hablado del exterior, ahora toca hacerlo del interior. Y análogamente si en los apartados anteriores se rezumaba “competición en estado puro”, en éste no iba a ser menos. Nos encontramos con un diseño enfocado hacia la máxima eficacia y lejos de los “lujos” de otros superdeportivos de parecidas características. Eso sí, la terminación es excelente y de un exquisito gusto, ya que todo el interior está realizado en una mezcla de fibra de carbono, alcántara y metal en color negro que le sienta “la mar de bien”.

Pero como decía un famoso slogan publicitario de una conocida marca de neumáticos italiana: “la potencia sin control no sirve de nada…” Y es que para “domar” tan ingente caballería nada mejor que montar de un sistema de tracción integral, acompañado de una transmisión robotizada e-gear de seis velocidades que puede ser accionada mediante levas detrás del volante, y que dispone de un programa denominado “Thrust Mode”, para conseguir la mejor aceleración posible desde parado, como si de la salida de una competición cualquiera se tratara.

La optimización también alcanza a los trenes rodantes donde se han diseñado nuevas suspensiones, anclajes o frenos sobredimensionados, con pinzas de aluminio con ocho pistones en el tren delantero, mientras que en el trasero tienen cuatro pistones. Opcionalmente puede montarse un sistema de frenos carbono-cerámicos.

Por último, y para los adinerados usuarios más “racing”, aparte de todo lo anterior, se puede pedir con una jaula tubular interior, cinturones tipo arnés de cuatro puntos de sujeción o extintor de incendios. Y si, por el contrario, lo que necesitan es mayor equipamiento siempre se puede pedir (con el consabido sobrecoste) un completo equipo de navegación por satélite, equipo de audio con conexión Bluetooth, alarma antirrobo o un exclusivo sistema que levanta el eje delantero para no golpearlo a la salida del garaje o contra la acera.

No os perdáis las imágenes de la galería de fotos oficial:

Ver galeria (16 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta