En coches.com ya os informamos de la intención del Gobierno de instalar un canon impositivo por el uso de las carreteras. La iniciativa, importada de Alemania y Suiza, consiste en cobrar un impuesto, de aproximadamente 40 euros anuales, a los conductores por la mera utilización de la red viaria, evitando así que todos los ciudadanos tengan que correr con los gastos derivados del mantenimiento de las carreteras.

Apenas transcurrieron 24 horas y el Ejecutivo ya tiene respuesta de los conductores. La postura de la organización Automovilistas Europeos es frontalmente opuesta a los planes de la Administración. En palabras de su presidente, Mario Arnaldo, se hace necesario acabar con el “bulo” de que el impuesto de circulación no cubre el coste total de las carreteras. “Que no nos engañen: los conductores pagamos anualmente 25.000 millones de euros en impuestos, mientras que el mantenimiento del asfalto no llega a 1.800 millones. ¿Dónde se va el resto del dinero”, se cuestiona Arnaldo en declaraciones realizadas a El Confidencial.

Para el representante de los automovilistas, el nuevo gravamen se ha demostrado ineficaz en otros países que ya lo han adoptado. “En Portugal, limitar el uso de las autovías solo a aquellos que puedan pagarlas ha supuesto una pérdida de los usuarios de entre un 30% y un 50%”.

Los Automovilistas Europeos advierten que la imposición del canon repercutirá negativamente en la seguridad vial, ya que “la gente cambiaría de itinerario por carreteras secundarias, aumentando la peligrosidad y la inseguridad vial”.

Por el momento, los automovilistas no han tenido respuesta por parte del Ejecutivo. Hace unas semanas, Ana Pastor, titular del Ministerio de Fomento, rechazó la petición de las concesionarias que solicitaron el establecimiento de peajes en las autovías de primera generación.

Vía: El Confidencial

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta