11Entre 1966 a 1968, se construyeron apenas 330 unidades del Ferrari 275 GTB/4. Se trataba de una evolución del 275 GTB, lanzado dos años antes y la crítica lo aplaudió por su equilibrio estético y dinámico y muchos entendidos lo consideran como el 12 cilindros más bonito creado en Maranello.

Fue presentado en el Salón de París de 1966… precisamente con la unidad cuyas imágenes ilustran este artículo, el primer prototipo creado del Ferrari 275 GTB/4, con el numero de bastidor 08.769. Al poco tiempo de ser presentado, se exportó a Norteamérica, donde su primer dueñi, un tal Gordon Walker de Northbrook, Illinois, lo conservó hasta 1983. Tras pasar por varias colecciones, su último propietario lo adquirió en 2004 en un evento de Mónaco.

Como el resto de unidades, bajo el capó cuenta con el motor V12 con 4 árboles de levas, (por eso lleva el 4 en su denominación). Contaba con 2 válvulas por cilindro y en total el bloque cubicaba 3.3 litros y rendía 304 CV de potencia, unos 20 más que su antecesor que solamente contaba con 2 cámaras, mientras que el nuevo se alimentaba por seis carburadores Webber. No le costaba alcanzar los 268 km/h, una cifra alucinante hoy en día… y estratosférica en su época.

Como el 275 GTB, contaba con una transmisión de cinco velocidades transaxle, montado en la parte trasera para una mejor distribución de peso y una suspensión trasera independiente, lo que lo convertía en un vehículo más sofisticado que el eje trasero sólido que equipaba el 250. Eso lo hizo un coche de carretera solvente, sin renunciar a la competición.

Jean-Pierre Beltoise, piloto de Fórmula 1 y periodista de L’Auto Journal, escribió cuando probó el coche en 1967: “Es, en primer lugar, un gran turismo serio y cómodo, pero conserva el linaje de un coche de carreras por la respuesta del motor y la calidad de la manipulación. El 275 GTB/4 es uno de los mejores automóviles creados en nuestros tiempos”.

No son, de todos modos, las unidades más codiciadas de los Ferrati 275. Desde su aparición en 1964  contó con numerosas carrocerías. Destacan las versiones Lightweight, con carrocería de aleación más ligera o las tres unidades del Ferrari 275 GTB/C de competición (uno de los coches más caros de 2015) o las diez unidades del 275 GTB/S N.A.R.T Spyder (no había carrocería descapotabe y fue Luigi Chinetti, importador de la marca en EE.UU., quien lo solicitó personalmente a Enzo Ferrari), que inmortalizaría Steve McQueen en la película The Thomas Crown Affair de 1968.

Eso sí, no cabe duda de que la primera unidad del Ferrari 275 GTB/4 es toda una pieza de colección que combina capacidades dinámicas excepcionales con uno de los mejores diseños de Pininfarina. De color rojo Corsa (como buen Ferrari) y un interior en cuero negro, no es extraño que alcanzase un valor muy alto en la subasta que se celebró el 18 de mayor en el Royal Horticultural Halls en Westminster. Y es que se pagó por él 2,5 millones de libras (2.911.445 euros al cambio). Seguro que los vale.

Fuente: Coys
Galería de fotos:

Ver galeria (6 fotos)

1 COMENTARIO

Deja una respuesta