En 2015 hubo una novedad importante que cambiaría el curso de Toyota. Presentaban la plataforma TNGA (Toyota New Global Architecture), que tenía como objetivo optimizar los procesos de fabricación. Al ser modular, podría dar cabida a vehículos de cualquier tipo y tamaño, al tiempo que se mejoraba en aspectos como la seguridad o las sensaciones de conducción. En los últimos años ha habido varias adaptaciones y ahora Toyota presenta la plataforma GA-B, que tendrá bastante importancia en el futuro.

Se trata de la base que utilizarán los coches pequeños de la marca japonesa y probablemente será estrenada por la próxima generación del Toyota Yaris. Ya se han desvelado algunas de las características de la GA-B, como que promete altos niveles de rigidez al tiempo que se mantiene un peso reducido. En el eje delantero llevará una suspensión tipo MacPherson y en el trasero se podrá utilizar tanto la de barra de torsión como la multibrazo.

La plataforma GA-B de Toyota cuenta con un centro de gravedad bajo gracias a la posición del asiento del conductor, cercano al suelo y bastante centrado. Porque el espacio interior también ha sido un aspecto que se ha cuidado mucho. Se ha dejado bastante libertad para que los diseñadores puedan crear carrocerías llamativas y habitáculos amplios sobre esta arquitectura. Parece que la distancia entre ejes está bastante extendida, así que podríamos esperar que los voladizos sean cortos.

Todavía es un misterio si esta plataforma GA-B se queda exclusivamente para el Yaris o si también es utilizada por algún que otro nuevo modelo, ya hay rumores sobre un crossover pequeño por debajo del Toyota CH-R. Si hablamos de ese modelo hay que decir que comparte la plataforma GA-C (también derivada de la TNGA) con otros modelos como el Toyota Corolla o el Toyota Prius. Por último mencionar que hay otra variación, la plataforma GA-K, que es la que llevan los Toyota RAV-4 y Toyota Camry.

Fuente: Toyota

Galería de fotos:

Ver galeria (7 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta