Logo de Noticias Coches
Electric car
Luis Ramos Penabad

¿Tres de cada cuatro españoles compraría un coche eléctrico?

Acenture ha ralizado 7.000 entrevistas en 13 países de todo el mundo (501 de ellas en España) y ha dado unos resultados francamente curiosos: Tres de cada cuatro automovilistas españoles consideraría la posibilidad de comprar un vehículo eléctrico cuando adquiera su próximo coche.

El estudio refleja que los españoles son de los más entusiastas a la hora de la eventual adquisición de un coche eléctrico, sólo superados por los chinos, (allí un 96% de los automovilistas incluiría el coche eléctrico entre sus opciones). Del análisis global de los datos resulta que sólo el 60% de los entrevistados contemplará el vehículo eléctrico como una alternativa cuando cambie de coche o cuando adquiera su primer automóvil.

Además, el 76% de los automovilistas españoles querría conocer el origen de la energía con la que va a recargar el coche eléctrico, (en el conjunto de la encuesta es del 46%). No se trata de algo baladí, ya que del origen de esa energía dependen en realidad los beneficios del coche eléctrico.

No creo que los resultados del estudio sean falsos,  pero tanto entusiasmo parece extraño. Cualquiera que conozca mínimamente el mercado sabe que la oferta de coches eléctricos es mínima, que por ahora  tienen un enorme problema de autonomía y que, pese al esfuerzo de las administraciones, no hay una red de estaciones de recarga . Aunque el respaldo español al coche eléctrico contrasta con su escaso conocimiento de la materia, dado que sólo el 24% de los entrevistados en España asegura tener conocimientos suficientes sobre el vehículo eléctrico como para plantearse su posible compra.

Nadie puede negar que los vehículos eléctricos son más eficientes que los de motor de combustión. Su coste por kilómetro en términos de consumo (si no contamos la adquisición) es muy inferior, ya que apenas gastan 1,5 euros por cada 100 km. Su impacto ambiental es escaso: Emiten hasta un 32% menos de CO2 que los coches de gasolina.

A esto también conviene añadir que España no tiene petróleo. Se ha calculado que si todos los coches que circulaan por España funcionaran con energía eléctrica, el ahorro en la factura petrolífera anual sería de unos 11.000 millones de euros. Una cifra que ayudaría (y mucho) a mejorar la balanza de pagos española (la diferencia entre lo que importamos y exportamos).

El Ejecutivo se esfuerza en estimular la demanda con programas de incentivos como el aprobado a principios de mayo, con subvenciones de hasta 6.000 €. Pero ni así aumentan las ventas. Las previsiones indicaban 250.000 matriculados en 2014… Pero en el primer trimestre de 2011 se han vendido 80, lo que unido a las 400 de 2010, representa una cantidad muy lejana a los objetivos planteados por el Gobierno, que aspiraba a que en 2011 el parque de vehículos de este tipo ascendiera a las 20.000 unidades.

¿Por qué el eléctrico no termina de despegar? Las ayudas son generosas, pero no tanto como para equilibrar el alto precio de compra. Para siete de cada diez empresas siguen sin ser atractivos. Tampoco parece que la tarifa ecovalle que se lanzará en junio vaya a impulsar las ventas de eléctricos expponencialmente, aunque Goldman Sachs vaticina que el petróleo seguirá subiendo, y mucho.

Nadie duda de quees necesario cambiar el modelo de transporte basado en el consumo de combustibles fósiles. Ayer mismo The Guardian publicaba que en 2010 emitimos más CO2 a la atmósfera que nunca. Pero faltan «detalles» por pulir. Hoy en día un coche eléctrico es casi un producto de lujo, con un uso muy limitado (a zonas urbanas). Mientras los fabricantes no se lancen a producir nuevos modelos  e investiguen más para  aumentar su autonomía, no creemos que se produzca la revolución eléctrica del transporte por carretera que tanto se pregona.

También es necesario resolver ciertas dudas sobre materias primas indispensables para esta tecnología, como las tierras raras o el litio. También ayudaría a las ventas de coches (eléctricos o no), saber a ciencia cierta si se ha alcanzado ya el pico del petróleo (cuando la producción mundial de petróleo llegue a su cenit, pues después caerá rápidamente). Aunque estos análisis los dejaremos para otra ocasión.

Via: Europa Press, Alimarket.

  • ahorro
  • coches eléctricos