El grupo automovilístico alemán Volkswagen se ha marcado el objetivo de vender alrededor de diez millones de unidades para 2018, según informó hoy el presidente de la corporación, Martin Winterkorn, durante la conferencia anual de resultados de la empresa. De estos, 300.000 deberán ser eléctricos, según este plan.

Winterkorn señaló que la empresa que dirige ha comercializado más de 6 millones de automóviles en todo el mundo a lo largo del pasado año, un leve incremento del 0,6% en comparación con las cifras del año anterior. Un resultado discreto, aunque aceptable teniendo en cuenta la difícil situación por la que atraviesa el sector. Este pequeño aumento permitió a la marca bávara alcanzar un 11,3% de cuota de mercado, frente al 10,3% de 2008. El presidente afirmó que la empresa ha conseguido gestionar este ambiente económico mejor que su competencia, lo que le ha permitido salir reforzada de cara al futuro. En cifras, Volkswagen como marca redujo sus beneficios un 79,3%, aunque el Grupo Volkswagen cerró 2009 con un aumento del 32,5% frente a las cifras de 2008. Winterkorn no espera una mejora sustancial del sector, y no cree que se vuelvan a cifras pre-crisis hasta 2012.

volkswagen eléctrico

El máximo responsable de la multinacional explicó que el objetivo de ventas que se han marcado responde al nuevo plan estratégico de la multinacional, que se fundamenta en reducción de costes e inversión. El fin es reciclarse hacia las nuevas tecnologías más eficientes y ecológicas. Actualmente, Volkwagen estudia el camino que tomará en los proximos años:  la pila de combustible, los híbridos o apostar directamente por los coches eléctricos. A día de hoy, Winterkorn destacó que Volkswagen empezará a comercializar este mismo año los modelos híbridos del Jetta Passat y Golf e iniciará la producción en serie del Touareg híbrido. Así mismo, para 2013 esta programado lanzar los modelos eléctricos E-Up, E-Golf y E-Jetta.

Vía: EuropaPress

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta