En estos tiempos de crisis se ha reducido mucho la visita de los españoles al taller, lo que sin duda afecta a la seguridad vial. Y si las operaciones de mantenimiento claves se han reducido, qué vamos a decir de los pequeños desperfectos en la carrocería, como los arañazos en el coche

Citroën ha pensado en esos pequeños arañazos que a menudo sufren los coches en el medio urbano, donde las maniobras son más complicadas por el tráfico existente. la marca gala ha presentdo una manera rápida y eficaz de reparar esas pequeñas erosiones en la pintura, que a pesar de no presentar ningún riesgo para los ocupantes del vehículo, sí suponen una merma estética del coche.

Lo han bautizado como Stickerfix y se trata de un microfilm de alta tecnología que se adhiere fuertemente a la carrocería disminuyendo considerablemente el impacto visual de los arañazos sobre el coche. Es una solución muy similar a las que presentaron en su tiempo Toyota,con sus Toyota Stickerfix y Kia, con sus Kia Stickerfix.

La clave es que el color sea idéntico a las de las carrocerías de la marca, de ahí que los Citroën Stickerfix se hayan lanzado inicialmente en 25 colores, coincidentes con los ofertados por la marca gala en sus vehículos.  Cada paquete contiene 22 pegatinas de diferentes formas y tamaños para poder dar respuesta a las diferentes necesidades de cada vehículo.

De un alto rendimiento técnico, Stickerfix ha sido diseñado para resistir los lavados con limpiadores de alta presión, o temperaturas extremas. La vida útil de estos films tecnológicos es de seis años. Se puede adquirir en los puntos de venta de la Red Citroën por 30,25 euros, IVA incluido. Por ahora este sistema solamente sirve para arañazos y rayaduras, así que si hay una pequeño golpe, te recomendamos que utilices este truco para arreglar pequeñas abolladuras.

Fuente: Citroën

1 COMENTARIO

Deja una respuesta