Logo de Noticias Coches
indicador gasolina vacio
Luis Ramos Penabad

Siete cosas que no te ayudarán a ahorrar gasolina

En coches.com no paramos de recordarte todo lo que puedes hacer para gastar menos combustible en su coche (y otras técnicas para ahorrar dinero con el coche). Pero no somos los únicos. El problema surge con algunos artículos y mitos sobre ahorrar combustible y aumentar la autonomía del coche… que no funcionan en los coches modernos de hoy en día.

Ahora es la gente de Consumer Reports quienes han comporbado que ciertas cosas no afectan el rendimiento de gasolina tanto como se había pensado. Estos son sólo siete mitos que dicen haber desmontado. Léelos, y cuéntanos lo que piensas de ellos en los comentarios.

1. Olvida gasolineras baratas

Durante años, ha habido una creencia común entre los conductores de que el gas comprado en las estaciones de servicio independientes y los centros comerciales no es la misma calidad que el gas comprado en las gasolineras de marca. Incluso hemos recibido mails (hace ya tiempo) que dicen que diluyen esta gasolina con pequeñas cantidades de agua, afectando a la potencia y eficiencia del motor.

Falso. Todas las estaciones de servicio deben cumplir leyes que rigen el el almacenamiento y bombeo de los combustibles. Y las estaciones de servicio independientes compran la gasolina a las compañías petroleras conocidas por todos. ¿La única diferencia? La gasolina más barata a veces no tiene los aditivos diseñados para limpiar los motores más antiguos. Con los modernos de hoy en día con sistemas de inyección de combustible, no hay ninguna diferencia.

2. Mejor alto octanaje

Los combustibles premium tienen un octanaje más elevado y producen un poco más potencia cuando se queman. Esto es así (de hecho añaden unas décimas de diferencia por vuelta en competición). Están diseñados para mejorar el rendimiento de los coches con motores grandes y potentes y ayudan a minimizar el riesgo de pre-ignición en el interior de los cilindros a altas temperatura.

Pero… en el mundo real, apenas influye en el rendimiento o el ahorro de combustible. Sólo deben usarse si lo indica el manual de tu coche (apenas un puñado de coches están hoy en día afinados para funcionar con estos combustibles).

3. No abras las ventanillas

¿Cuántas veces te han dicho que abrir las ventanillas de tu coche para ventilar crea una resistencia extra que hace subir el consumo más que si se utiliza el aire acondicionado?

Pues no es así, dice Consumer Reports. Probaron un Honda Accord en una pista de pruebas a 110 km/h. Usar el aire acondicionado para mantener el coche fresco subía un 1% el consumo. Sin embargo, mantener las ventanas abiertas por el contrario, afectó tan poco al consumo que era imposible de medir.

4. Mejor neumáticos de baja resistencia

Los neumáticos especialmente diseñados para reducir la resistencia al rodamiento puede ahorrar mucho combustible… si son correctamente inflados. Consumer Reports asegura que un buen mantenimiento de los neumáticos y los hábitos de conducción marca más diferencia que la diferencia entre un neumático ecológico y un neumático normal.

Pero la disminución de los neumáticos de resistencia a la rodadura hace que no funcionen tan bien con agua o hielo por lo que aumenta el riesgo de accidentes. La solución es buscar un buen neumático versátil que combine bajos consumos, larga vida útil y un buen agarre. El nuevo etiquetado europeo de los neumáticos puede ayudar.

5. Calienta el motor antes de conducir

Si tienes ya una edad, recordarás los días en que tenía que salir y arrancar el vehículo antes de conducirlo para conseguir que el motor alcancase una temperatura idónea, antes de exigirle demasiado. El desgaste del motor en frío causaba fallos prematuros en el motor.

Esto es así… O mejor dicho fue, en los días previos a los aceites sintéticos avanzados, inyección de combustible y los motores con control electrónico. Los sistemas inteligentes están diseñados para que los automóviles alzancen la temperatura de funcionamiento óptima lo más rápido posible tras arrancar y los nuevos aceites se aferran al cilindro para protegerlo, incluso cuando el motor está frío.

6. Nada de filtros de aire sucios

Los filtros de aire sucios afectan al rendimiento de la gasolina, pero sobre todo en motores más antiguos, los más sucios, con carburador. Hoy en día sin embargo, los sensores de flujo de aire y software administra cuidadosamente la mezcla aire/combustible en el motor de tu coche, lo que garantiza la máxima economía de combustible independientemente de la calidad del aire.

¡Ojo! Que esto sólo afecta al rendimiento. Si el filtro de aire está sucio, entra menos aire en el motor al acelerar con fuerza, así que eso no significa que debas dejar de cambiarlo.

7. Llenan tu depósito a temperaturas frías

Hemos recibido innumerables mails con esta teoría: si la gasolina está más frío, es más denso que es, lo que significa que deberías conseguir más combustible cuando la temperatura exterior es fría. No es así. Como los tanques de las gasolineras están bajo tierra, la diferencia entre la cantidad de combustible que puede salir en un día caliente y lo frío es insignificante.

¿Y qué puedes hacer para ahorrar combustible? Como en muchos aspectos de la vida, el rendimiento de la gasolina en tu coche depende de ti, más que nada: Trata de conducir tranquilo, no des acelerones brucos y prevé lo que puede ocurrir para adelantar tu conducción a lo que pase.

Vía: Consumer reports

  • ahorro
  • combustibles
  • consumo