El año pasado hablamos por primera vez del Bollinger B1, un todoterreno espartano de lo más peculiar que se movía con un sistema de propulsión eléctrico. Este pequeño fabricante norteamericano, afincado en Nueva York, ahora quiere ampliar su gama de modelos y nos presenta su segundo lanzamiento. El Bollinger B2 sigue la misma filosofía, de hecho utiliza la misma base que el B1, aunque esta vez adaptada en formato pick-up.

El Bollinger B2 adopta también el mismo diseño, en el que predominan las líneas rectas y las superficies acristaladas. La pick-up cuenta con una cama de 1,7 metros de largo y cuenta con la ventaja de poder albergar objetos de hasta 2,44 metros abriendo una trampilla que da al habitáculo. Además, puede cargar hasta 2.200 kg y tiene una capacidad de remolque de 3.400 kg. Todo ello con cero emisiones y habiéndose olvidado de los combustibles tradicionales.

Porque el Bollinger B2 se mueve gracias a un sistema de propulsión eléctrico con dos motores que generan conjuntamente una potencia de 527 CV y 696 Nm de par. Gracias a ello es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 6,5 segundos y de alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h. Cuenta con un paquete de baterías de 120 kWh de capacidad que le permite tener una autonomía de 321 kilómetros y que se puede cargar en 75 minutos en una toma rápida.

A pesar de que tenga una vocación espartana y muy centrada en el trabajo, promete un comportamiento equilibrado gracias a su chasis de aluminio y a una suspensión hidroneumática. Se espera que la producción de este Bollinger B2 comience en 2020. Todavía tendremos que esperar hasta que la firma norteamericana desvele el resto de detalles de este modelo, así como sus precios. Para los que ya estén convencidos, queda abierto el periodo de reservas.

Fuente: Bollinger Motors

Galería de fotos:

Ver galeria (8 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta