Mercedes no se quedará atrás en la carrera de los coches eléctricos, y muestra de ello es que en primavera del año entrante, tendremos el nuevo Mercedes Clase B F-CELL, el primer coche eléctrico de Mercedes-Benz con propulsión por pila de combustible (hidrógeno).

La fabricación ya está en marcha y serán en un principio 200 vehículos los que saldrán para clientes en Europa y en los Estados Unidos.

El consumo equivalente  podría ser de 3,3 litros de diésel por cada 100 km, y su autonomía es de 400 km, pero una de sus mayores ventajas es la corta duración del repostaje pues en tan solo 3 minutos realiza una recarga corta.

El motor Mercedes Clase B F-CELL es eléctrico de 100 kW/136 CV de potencia y estádotado de un elevado par motor de 290 Nm brinda el placer de conducción y el dinamismo de un motor de gasolina de 2,0 litros

Las nuevas pilas de combustible son aproximadamente 40% menores que el sistema utilizado en el Mercedes Clase A F-CELL de 2004, desarrollan una potencia 30% mayor y precisan 30% menos hidrógeno.

El punto en contra es que la red de distribución de hidrógeno es pequeña en Europa y casi inexistente en España, aunque Mercedes está llegando a acuerdos con las administraciones de Stuttgart, Hamburgo y California para impulsar este tipo de estaciones de servicio, así que veremos que pasa en los próximos años.

Vía: Mercedes

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta