En los últimos meses ha habido cierta incertidumbre con lo que pasaría con Madrid Central. Con el cambio de gobierno en el consistorio de la capital se llegó suspender temporalmente después de cierta polémica con las multas en esta zona de circulación limitada. Ahora el Ayuntamiento de Madrid, encabezado por el alcalde popular, José Luis Martínez-Almeida, ha hecho públicas sus intenciones respecto a la movilidad en el centro de la ciudad.

Por el momento Madrid Central no se toca, se mantiene su área de 4,7 kilómetros cuadrados sin que haya ampliaciones ni reducciones. Lo que sí que se contempla es que en un futuro pueda haber otras zonas de bajas emisiones fuera de este perímetro. Otra cosa que han querido recalcar es que se reducirá el importe de las multas por acceso indebido a Madrid Central. El propio alcalde ha reconocido que a veces se entra por equivocación y que no tiene sentido que se siga sancionando con 90 euros (45 euros con pago reducido), al no tener un afán recaudatorio.

Aunque todavía no se sabe la cuantía de las nuevas multas, a finales de este mes se harán oficiales todas las medidas. Entre ellas también habría otras como la de reducir las tarifas de los aparcamientos públicos de la zona para fomentar su uso. Siempre se ha hablado de cómo afecta negativamente Madrid Central a comerciantes y hosteleros, por lo que ahora también se pretende equipararlos con los residentes y que tengan libertad en el acceso a este área.

Una de las propuestas más llamativas del consistorio sucede en un lugar emblemático de la ciudad: la Puerta del Sol. La intención es que se restrinja el tráfico en toda esta zona, procediendo a una peatonalización total. Aunque ya se ha ido disminuyendo el tráfico con el paso de los años, con esta medida se eliminarían por completo los vehículos motorizados en los tramos por los que todavía pasan: de la calle Alcalá hasta Sevilla, la calle Mayor desde Sol hasta Esparteros y la carretera de San Jerónimo hasta la plaza de Canalejas.

Actualmente se registran en torno a 6.800 desplazamientos diarios por la Puerta del Sol, siendo unos 1.100 vehículos privados, 1.700 de transporte de mercancías y 4.000 taxis (que van vacíos en el 70 % de los casos). También quedarían afectadas las líneas de autobús 3 y 51 de la EMT, que tendrían que cambiar ligeramente su recorrido. Y cambiando de tema, el Ayuntamiento de Madrid también anuncia la llegada de ayudas para la compra de coches nuevos, hablando de una dotación de 200 millones de euros, quedando repartidos en 50 millones de euros al año.

Fuente: Ayuntamiento de Madrid

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta