La firma de la estrella ha ampliado su gama de modelos de alto rendimiento con la introducción del cupé de cuatro puertas con el Mercedes-AMG CLA 35 4Matic. El CLA recientemente revelado es el tercero de la última generación de modelos compactos de Mercedes en recibir el tratamiento de AMG, después del A 35 4Matic y el más novedoso A 35 4Matic Sedán.

El precio aún no se ha anunciado, aunque el Mercedes-AMG CLA 35 está previsto que se coloque debajo del C 43 de seis cilindros. Su concepción está prevista para competir de tú a tú contra el BMW Serie 2 Gran Coupé M Performance (llegará en 2020) y el Audi S3 Sedán. A pesar de tener una inspiración cercana al Mercedes A35 de cuatro puertas, AMG apuesta por un diseño más expresivo en el CLA 35 para encontrar el favor de clientes más particulares, que busquen un aspecto más coupé.

“El Mercedes-AMG CLA 35 4Matic es una oferta atractiva para un grupo objetivo de estilo de vida joven. Estos clientes definen sus requisitos muy claramente: esperan un diseño emocionante junto con un rendimiento superior y un manejo inspirador”, dice el CEO de Mercedes-AMG en el comunicado de prensa, Tobias Moers. “El nuevo CLA 35 encarna precisamente esta actitud ante la vida, y permite entrar en el fascinante mundo de AMG Driving Performance de una manera particularmente emocional”, añade.

El nuevo modelo firmado por AMG recibe el mismo motor turboalimentado de 2.0 litros y cuatro cilindros que el resto de variantes A 35. Basado en la unidad designada M260, produce 306 CV a 5.800 RPM y 400 Nm de par motor entre las 3.000 y 4.000 RPM. La transmisión envía la potencia a las cuatro ruedas a través de una caja de cambios automática de doble embrague de siete velocidades. Una combinación que, según Mercedes-AMG, puede variar la entrega de potencia entre sendas ruedas delanteras y enviar hasta un 50% al eje trasero.

El fabricante alemán cita un tiempo oficial de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos, una décima de segundo más lento que el A 35 4Matic Sedán, así como una velocidad máxima limitada electrónicamente 250 km/h. El consumo medio de combustible y las emisiones promedio de CO2 para el CLA 35 se ubican entre los 7,2 y 7,3 l/100 km y 164 y 167 g/km respectivamente, ligeramente mejor que el A35 de cinco puertas. También contará con cinco modos de conducción: Calzada resbaladiza, Comfort, Sport, Sport+ e Individual.

Sobre la base del Mercedes-AMG CLA 35 4Matic se encuentra la última generación del tren de rodaje AMG Ride Control. El eje anterior cuenta con suspensión McPherson con montajes telescópicos y, en la zaga, un sistema multibrazo (cuatro) garantizando la máxima estabilidad y agilidad. Opcionalmente, se pueden equipar amortiguadores adaptativos que ofrecen tres niveles de rigidez. De acuerdo con AMG, también utiliza una dirección electromecánica de asistencia variable e integra una “placa de empuje” para aumentar la rigidez torsional. Es decir, una placa de aluminio atornillada bajo el motor.

En cuanto a equipo de frenos, este CLA 35 recurre a discos ventilados y perforados de 350 milímetros en el tren delantero y de 330 milímetros en el trasero, con pinzas fijas de 4 pistones y 1 pistón respectivamente. Las pinzas, pintadas en color plateado, lucen además inscripciones AMG en color negro. El escape activo también es de serie, y cambia su nota en función del modo de conducción elegido gracias a una válvula de mariposa. Algo de agradecer es el empleo de salidas de escape visibles, no un falso cromado. Gracias Mercedes.

Reflejando los cambios visuales ya incorporados en el resto de la gama A 35, el Mercedes-AMG CLA 35 recibe un parachoques delantero con tomas de aire más grandes y un difusor, prominentes pasos de rueda y una parrilla de doble lama. Más atrás hay espejos retrovisores específicos y, en la parte trasera, adopta un tratamiento deportivo similar con un nuevo parachoques y un difusor multicanal, así como un pequeño alerón sobre la tapa del maletero. Las ruedas de 18 pulgadas son estándar, aunque las habrá de 19 pulgadas en opción.

En el interior, el último modelo de AMG viene equipado con el sistema operativo MBUX de Mercedes, que funciona en combinación con una instrumentación digital y una pantalla de infoentretenimiento en la parte superior del salpicadero. El cuadro de mandos puede personalizarse con diferentes modos, incluido el llamado Supersport, con el cuentarrevoluciones en posición central e información adicional en forma de barras, situadas a ambos lados del tacómetro. Otras mejoras sobre el resto de la gama CLA son los asientos deportivos delanteros y los detalles de equipamiento específicos de AMG.

Al igual que con la primera generación, AMG tiene pensado lanzar una versión aún más potente de su nuevo coupé de cuatro puertas en forma de un nuevo CLA 45 4Matic de más de 400 CV. El nuevo Mercedes-AMG CLA 35 hará su estreno mundial en el Salón Internacional del Automóvil de Nueva York el 16 de abril de 2019. En 29 abril se abrirá el plazo de reserva y las primeras unidades llegarán en agosto de 2019.

Fuente: Mercedes
Galería de fotos:

Ver galeria (13 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta