Logo de Noticias Coches
Mercedes-AMG EQE 53 4MATIC+ – 52
Mario Nogales

Mercedes-AMG EQE 53 4MATIC+: hasta 687 CV de potencia eléctrica

Cuando fue presentado el Mercedes EQEnadie dudó de su enorme potencial. La berlina eléctrica iniciaba una nueva era, siguiendo la estela del avanzado Mercedes EQS, aunque con un enfoque más lógico. Aunque también cabía la posibilidad de la llegada de versiones más prestacionales para aquellos usuarios que no se conformasen. Y el tope de gama lo pone el espectacular Mercedes-AMG EQE 53 4MATIC+, que está al nivel de algunos superdeportivos si hablamos de sus prestaciones.

Es un eléctrico sí, pero uno que acelera de 0 a 100 km/h en 3,3 segundos y que es capaz de alcanzar una velocidad máxima de 240 km/h (3,5 segundos y 220 km/h cuando no lleva el paquete AMG Dynamic Plus). Para conseguir esos datos superlativos hay que hablar de modificaciones que llevan a este ejemplar hasta una potencia de 687 CV y 1.000 Nm de par, que serían 626 CV y 950 Nm sin el paquete anteriormente citado. ¿Y cómo consigue ese rendimiento?

Pues con unos jugosos ajustes en su sistema de propulsión eléctrico, que está formado por dos motores síncronos de excitación permanente (PSM). En este ejemplar son específicos y llevan una puesta a punto firmada por AMG, que incluye también modificaciones en el sistema de refrigeración para mejorar su rendimiento. La batería es la misma de iones de litio de 90,6 kWh, pero la gestión de la energía es específica para este Mercedes-AMG EQE 53 4MATIC+.

Ofrece una autonomía eléctrica de entre 444 y 518 kilómetros, por debajo del modelo convencional, pero más que suficientes para un modelo de corte deportivo. Además, acepta recargas rápidas de hasta 170 kW en corriente continua y de 22 kW en corriente alterna (11 kW de serie). También se aumenta la eficiencia energética gracias a una recuperación inteligente que adapta su intensidad en tres niveles. Va ligada a los modos de conducción habituales.

Porque gracias al AMG Dynamic Select se puede elegir entre los Calzada resbaladiza, Comfort, Sport, Sport+ e Individual. Modificarán bastantes parámetros, incluyendo el tren de rodaje AMG Ride Control+ con suspensión neumática y amortiguación adaptativa regulable, que hace que el coche tenga ese extra de rigidez y precisión. También al sonido simulado del sistema AMG Sound Experience. Para redondear su comportamiento, cuenta con equipo de frenos AMG de alto rendimiento y con dirección del eje trasero de serie.

El diseño exterior de este modelo también llama la atención por su calandra Black Panel específica de AMG con perfiles verticales cromados o por los detalles en negro brillante en varios puntos. Los paragolpes son más voluptuosos y aerodinámicos que en el resto de versiones del EQE, mientras que el habitáculo mejora algunos puntos. Los asientos deportivos van con tapicería mixta y diseño individual, a juego con el resto de superficies, mientras que el volante es el AMG Performance con diseño de radios dobles.

Último, pero no menos importante, mencionar el paquete AMG Dynamic Plus que dijimos al principio que mejoraba su rendimiento. Es específico para el Mercedes-AMG EQE 53 4MATIC+ e incluye un efecto Boost durante la salida desde parado Race Start, además de sonidos especiales en el Sound Experience.

Galería de fotos:

  • coches eléctricos
  • Mercedes
  • Mercedes AMG
  • Mercedes EQE