En el esfuerzo que las grandes compañías realizan para adelantar el estilo de vida y las innovaciones tecnologicas que serán tendencia el día de mañana, dos de las más importantes del mundo, BASF y Philips ,han desarrollado conjuntamente un proyecto que nos da una cierta idea de la estructura que tendrán los coches del futuro.

En concreto se trata de unos paneles OLED transparentes pensados para el techo solar de un vehículo, una idea esta útima, en la que la indutria de la automoción parece estar especialmente interesada. Los paneles, fabricados con materiales orgánicos incluyen en su interior una serie de pequeñas células fotovoltáicas transparentes que acumulan energía durante el día para que al caer el solo el panel pueda funcionar de un modo autónomo, proyectando una suave luz, que no perjudica la visibilidad de la cerretera, además de mejorar con ello la eficiencia del techo solar. “Los paneles permiten al conductor disfrutar de una singular sensación de espacio abierto al tiempo que genera electricidad durante el día, y de un modo agradable cubre el interior del coche con una cálida luz emitida por el panel OLED durante la noche”, asegura el Doctor Felix Görth, responsable del proyecto.

Los paneles tienen un grosor de unos escasos 1,8 milímetros y puede ser fácilmente adaptados a cualquier vehículo. Es la primera vez que trasciende algún detalle sobre el proyecto en el que BASF y Philips llevan trabajando desde 2006. BASF se encarga de la fabricación de los materiales orgánicos utilizados en los paneles, mientras que Philips produce los diodos OLED emisores de luz.

Por el momento se desconoce en qué fase de desarrollo se encuentra, así como una fecha estimada para su comercialización.

Vía: Gizmologia

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta