Parece como si hubiera una especie de competencia tácita en el mundo de las subastas de autos clásicos para ver quién puede vender lo más extraño impulsado por un motor Porsche 356. Hace unos días vimos la increíble autocaravana Tempo Mikafa Sport ofrecida por Mecum Auctions, y ahora RM Sotheby’s ha decidido enfrentar el desafío con esta asombrosa limusina Porsche 356 de 1953.

La limusina es parte de la colección de Taj Ma Garaj, un espacio para eventos en Dayton, Ohio, propiedad de John Dixon, quien la llenó con una colección fascinante y extraña de coches Porsche y Volkswagen en su mayoría. Curiosamente, las instalaciones una vez fueron el hogar de Dayton Reliable Tool, la compañía que inventó la lata de aluminio emergente. Dixon también han recopilado libros, motores de repuesto y carteles firmados.

La colección completa de Dixon se pondrá a la venta el 28 de septiembre en Ohio, y esta limusina es solo una selección de lo más interesante que hay. Subjetivamente hablando, el Porsche 356 Limousine luce increíble. Este largo vehículo toma su base de 356 de 1953, el primero de la serie (y antecesor del actual 911), pero no hay mucha información sobre cuándo y quién lo convirtió en la limusina que se ve hoy.

El interior se ha resuelto de una manera realmente encantadora, con la división entre los espacios del conductor y del pasajero que se convierte en una pequeña barra, y con un reloj montado en el centro y un termómetro de montaje lateral. Hay un montón de espacio para las piernas, y algunos reposapiés también, todos de cuero marrón de maní. Incluso hay un par de huecos para posar una pareja de copas.

También hay más espacio para el equipaje del que puedes pensar inicialmente, pero, a diferencia de la mayoría de las limusinas, se divide en tres áreas. Primero, el tradicional maletero del 356, bien forrado de marrón al igual que el habitáculo y sin rueda de repuesto. Luego, hay otro espacio de generoso tamaño tras la segunda fila de asientos y si te quedas sin más hueco, siempre se puede atar algo al portaequipajes de la zaga.

El techo solar blando parece haber sido cortado de un Volkswagen Beetle pre-1964, y encaja muy bien aquí. ¿Qué sentido tiene una limusina si no puedes levantarte borracho con la parte superior del cuerpo fuera del techo solar, gritando idioteces y derramando champán? Mecánicamente, cuenta con el mismo motor de fábrica, un bloque de cuatro cilindros enfrentados de 1.488 cc y 70 CV de potencia.

Si bien no está claro quién hizo la conversión, hay una insignia de Reutter en la carrocería, pero no es seguro de si realmente fue una conversión de esta empresa. La calidad es sin duda lo suficientemente alta, y, en esa era, Reutter fue quien construyó las carrocerías de Porsche, por lo que no es una desfachatez pensar que esta limusina vino de ahí. Definitivamente construyeron el original, pero no se puede dar la certeza de que lo estirasen.

No hay reserva en la subasta, pero RM Sotheby’s tiene un precio estimado de venta de entre 150.000 y 250.000 dólares, de 130.000 a 220.000 euros al cambio. Estoy seguro de que si alguno de nuestros lectores tiene suficiente soltura económica y quiere algo muy distintivo, esa clásica limusina con motor de refrigeración por aire se ajustará a su garaje como anillo al dedo.

Galería de fotos:

Ver galeria (17 fotos)

Fuente: RM Shoteby’s

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta