¿Cómo resolver el rompecambezas que supone tener una nación gigante con personas de bajos ingresos y cubrir sus necesidades de ?

Esa es la pregunta que los fabricantes de automóviles indio Tata y Bajaj, entre otros, llevan tiempo tratando de responder. Como quiza sepas, el primer intento ha sido del magnate indio del automóvil y el hombre al frente de Jaguar y Land Rover, Ratan Tata, que intentó revolucionar el transporte de su país con el Tata Nano. Bajaj, otro fabricante, ha lanzado sólo un competidor, el RE60.

Tata recibió una enorme publicidad cuando puso el proyecto del Nano en marcha. Anunciado como el coche más barato del mundo (lo es pues su precio final es de unos 2.400 dólares), no ha dejado de tener problemas: varios fallos técnicos hacían que se incendiase y las ventas cayeron en picado. Pronto decidió lanzarse un nuevo Nano, que se unía a las noticias de un Nano híbrido y un futuro Nano eléctrico, que se presentó en Madrid como el coche eléctrico más barato del mundo.

El problema parece ser que el coche más barato del mundo tiene un estigma difícil de eliminar: Está considerado como el “coche de los pobres“, lo que plantea una pregunta intrigante: ¿Qué precio de un coche es demasiado barato?

Ratan Tata todavía cree que que hay un mercado para estos coches a tan bajo precio. En declaraciones a The Times of India, dijo: “El lanzamiento de similares coches pequeños por otros reivindican nuestra creencia de que este segmento faltaba una línea de productos”. Tata sin duda se refiere al RE60, que puede adquirirse por 2.800 dólares. Pero el jefe de Tata parece estar más preocupado por mejorar la imagen del Nano: “Cualquiera que sea el estigma que hay en el mercado, lo vamos a desmontar”

Las recientes revisiones del Nano han mejorado el estilo, con cambios en la carrocería, una nueva gama de colores y algunas modificaciones en el motor (ahora en 38 CV)  y menor consumo. Pero la preocupación de los fabricantes de automóviles indios es que, con el aumento de la clase media en India, coches tan baratos no tienen la imagen suficiente para competir con marcas internacionales como Suzuki y Honda, que también venden en el país. Y mientras tanto, los habitantes más pobres del país son demasiado pobres para pagar cualquier transporte motorizado… ni aunque se los regalen por esterilizarse.

¿Conseguirán coches como el Nano y el RE60 hacerse un hueco en el mercado indio? ¿Tendrá el Tata Nano Europa, que será lanzado en el mercado europeo y en EE.UU, los mismos problemas de confianza entre los consumidores, que preferirán elegir un vehículo usado de otras marcas más conocidas?

El factor emocional intríseco a los coches parece indicar que aunque alguien fabrique un coche asequible, las personas siempre aspirarán a tener algo mejor.

Vía: Green Car Reports, India Today

1 COMENTARIO

  1. Tener un coche puede resultar muy caro, desde el seguro, la gasolina, el mantenimiento y otras cosas que representan un gasto significativo, cuando se trata de coches baratos creo que hay buenas opciones para ahorrar un poco mas, encontré un articulo http://mipagina.1001consejos.com/profiles/blogs/top-15-coches-baratos, donde hay muchas opciones interesante sobre coches económicos y que ahorran en gasolina y su mantenimiento no están elevado como otros coches.

Deja una respuesta