La marca alemana de automóviles Audi está trabajando en un concepto integral que contemple todos los aspectos de la cadena de movilidad eléctrica, entre los que se incluye la carga de las baterías a través de un sistema de recarga automática inalámbrica, según aseguró la firma en un comunicado remitido a los medios de comunicación.

La firma alemana asegura que se encuentra en el desarrollo de un sistema de recarga automática para vehículos eléctricos, sin que sea necesaria una conexión directa entre el coche y la estación de recarga. Audi Electronics Venture, filial de la marca encargada de todo lo relacionado con las nuevas tecnologías, es la responsable de la puesta en marcha de este proyecto, bautizado como “Audi wireless charging”.

La firma de automoción pretende que el conductor de un coche eléctrico de su marca no tenga que preocuparse por enchufar el vehículo a la red eléctrica o, en su caso, a un poste de recarga.

Para Björn Elias, responsable del proyecto, el objetivo prioritario es ofrecer un sistema de recarga acorde con un vehículo de alta gama. “Para ello, utilizamos el principio de inducción, ya conocido en distintos ámbitos, desde los cepillos de dientes eléctricos hasta las placas de cocina de inducción. Ahora podemos utilizar también este principio para recargar la batería de nuestro coches eléctricos”, asegura.

Todo hace indica que la industria automotriz está decidida a apostar decididamente por la tecnología de carga sin cables. Aunque con años de retraso, Audi no es la primera firma que trabaja en los sistemas wireless. Chrysler acaba de finalizar el desarrollo de un accesorio para cargar dispositivos portátiles de forma inalámbrica.

1 COMENTARIO

Deja una respuesta