Fue allá por 2018 cuando fue presentado el prototipo BMW iX3 Concept, un SUV eléctrico que ya desde el principio apuntaba a una futura llegada a producción. El tiempo ha ido pasado y se ha confirmado su comercialización y también la de otros ejemplares en la marca bávara. De hecho, este BMW iX3 comenzará a producirse durante este mismo año. Aunque todavía no conocemos todos sus detalles, ya hemos podido ver algunos datos provisionales que hacen referencia al apartado mecánico.

El sistema de propulsión eléctrico del BMW iX3 corresponde a la quinta generación de la tecnología eDrive de la marca, un nuevo esquema que también estará disponible a partir de 2021 en los BMW i4 y BMW iNext. Hay un rediseño completo respecto al actual BMW i3, por lo que ahora tendremos al motor eléctrico, la electrónica del sistema y la transmisión unidos en la misma unidad de accionamiento. Eso conlleva un importante ahorro de espacio y también de peso, teniendo una mejora del 30 % en la relación potencia/peso.

Se confirma que el motor eléctrico del BMW iX3 contará con una potencia de 286 CV y 400 Nm de par, una cifra ligeramente por encima de la que declaró el prototipo en su día. Se trata de un coche de propulsión, por lo que toda la potencia pasa directamente a las ruedas traseras. Para su construcción se ha reducido la cantidad de tierras raras para ser más respetuoso con el medio ambiente. Aunque la principal novedad es la batería que redondea el conjunto.

El BMW iX3 cuenta con una batería de iones de litio de 74 kWh de capacidad. Ha mejorado su densidad gracias al diseño de las celdas y también se muestra más duradera y segura que la de la generación anterior. Reduce su tamaño y se instala justo debajo del piso para no afectar al espacio interior ni al maletero. Gracias a este elemento, el SUV compacto alcanza una autonomía de 440 kilómetros según ciclo WLTP. También promete un consumo de apenas 20 kWh/100km, aunque son datos provisionales que habrá que verificar más adelante.

Otro aspecto que destacan en la marca alemana es que su huella ecológica real es muy favorable. Teniendo en cuenta su todo ciclo de producción, desde la adquisición de la materia prima hasta el reciclaje, el BMW iX3 será un 30 % «más limpio» que un X3 sDrive 20d diésel. Eso teniendo en cuenta que se carga con electricidad europea, si toda la carga proviene de energía verde ese porcentaje podría aumentar hasta el 60 %.

Fuente: BMW

Galería de fotos:

Ver galeria (5 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta