El Volkswagen T-Roc se ha convertido en poco tiempo en uno de los productos más importantes de la marca alemana. El auge de los SUV de su tamaño es imparable y este modelo ha mostrado un potencial importante. Tanto es así que se confirma el lanzamiento de una versión deportiva. El Volkswagen T-Roc R ha sido presentado todavía como prototipo, aunque con unas características que lo dejan muy próximo al modelo de producción que llegará al mercado más adelante.

Este modelo que hará su debut en el Salón de Ginebra está en fase conceptual, pero podemos esperar que siga los mismos pasos que el Golf GTI TCR Concept y el Golf GTI TCR de producción. Eso significa que apenas habrá detalles cuando llegue a las carreteras próximamente. Como punto de partida hay que decir que su desarrollo ha sido realizado por la división deportiva, Volkswagen R, en circuitos como Nürburgring y con pilotos de la talla de Petter Solberg o Benjamin Leuchter.

En el exterior se puede distinguir al Volkswagen T-Roc R del resto gracias a un diseño más deportivo y potenciado. Se consigue con una parrilla específica que cuenta con un marco cromado y el logotipo “R”. También a las luces diurnas integradas verticalmente en un paragolpes rediseñado. Las llantas pueden ser de hasta 19 pulgadas en este modelo (18 pulgadas de serie) y llevan pinzas de freno de color negro. La zaga destaca por el spoiler, el difusor y sus cuatro salidas de escape (dos dobles).

En el interior ocurre lo mismo y se van cambiando algunos elementos para mejorar su distinción. El logotipo “R” vuelve a estar presente en algunos puntos del habitáculo y cuenta con una tapicería de cuero específica con costuras en contraste. Con esto y algunas molduras consigue aumentar su calidad percibida. Los pedales son de acero inoxidable y cuenta con un volante deportivo con levas.

Y el Volkswagen T-Roc R tendrá poco que ver con el que probamos nosotros hace tiempo. Porque el protagonista en este caso es el motor 2.0 TSI, un cuatro cilindros que ya hemos visto en otros modelos como el SEAT León Cupra. Como no podía ser de otro modo, va ligado a la transmisión automática DSG de siete relaciones y a la tracción total 4Motion. En este caso la potencia llega hasta los 300 CV y 400 Nm de par.

Con esta configuración, el Volkswagen T-Roc R es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos y su velocidad máxima está limitada a 250 km/h. Pero no todo son prestaciones, este modelo también cuenta con un tren de rodaje deportivo que rebaja su suspensión y suma un sistema de frenado más capaz.

Fuente: Volkswagen

Galería de fotos:

Ver galeria (30 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta