Logo de Noticias Coches
ITV
Luis Blázquez

ITV desfavorable: Y ahora, ¿qué hago?

Como todos sabemos, la ITV es un trámite que debemos pasar por ley. Si todo está en orden y es correcto, no tendremos ningún problema. Es como acudir a un examen habiendo estudiado: aprobarás con buena nota, seguro. Para el coche, esa calificación es “favorable”. Sin embargo, ¿qué ocurre cuando el vehículo no está en su mejor estado? Ahí es cuándo nos presentamos al examen y queremos marcarnos un triple; suspenderemos. Para nuestro coche, eso es una ITV desfavorable.

Recordemos que cualquier turismo de estreno debe pasar su primera revisión por el centro de inspección a los cuatro años de la primera matriculación. Luego, cada dos años hasta cumplir los 10, para, posteriormente, acudir una vez al año. Así que solo debes pedir cita, llevar contigo la documentación (la Tarjeta de Inspección Técnica y el seguro) y seguir las indicaciones de los empleados de la estación. Llegados a este punto, puedes obtener tres resultados: es favorable, es desfavorable o es negativa.

¿Qué es una ITV desfavorable?

Aunque los motivos para tener una ITV sea desfavorable pueden ser unos cuantos, algunos de ellos se repiten con mayor asiduidad. Los más comunes son los referidos al alumbradoy a los dispositivos de señalización. Como sabes, las luces y la señalización son vitales para cualquier coche por lo que, por ejemplo, si la luz de cruce de uno de los faros no funciona, el vehículo no obtendrá la pegatina de una ITV exitosa. Un arreglo pequeño que, sin duda, no merece la pena alargar en el tiempo.

Otro sinónimo de ITV desfavorable son unos retrovisores rotos; imposible circular legalmente. Los fallos en la amortiguación o en alguno de sus componentes asociados también marcan un suspenso, al igual que en los frenos o en los cinturones de seguridad. Una mala lubricación es otro de los motivos principales por lo que te puede salir una ITV desfavorable, dado que si este pierde líquidos (o la caja de cambios) de forma notoria, tampoco recibirás la ansiada pegatina. Tampoco si tienes algún testigo iluminado en el cuadro de instrumentos.

Emplear neumáticos diferentesen el mismo eje, usar bombillas sin homologar, tener algunos problemillas con la sonda de medición de emisiones contaminantes son otros de los motivos que nos darán una ITV desfavorable. Es por eso por lo que muchas veces nos recomiendan que , antes de acudir al centro de inspección, pasemos una revisión previa para subsanar a tiempo estos problemas y obtener así una inspección favorable que nos ahorre el estrés de arreglar el coche y tener que pasar (y pagar) una segunda revisión, que sería obligada.

¿Cuánto tiempo tengo para arreglar el vehículo?

El plazo para solventar los fallos que provocan el resultado desfavorable en la ITV quedan fijados por las comunidades autónomas, que tienen transferidas las competencias. Sin embargo, como norma general no escrita, solemos tenerun par de meses para arreglarlo. Ciertamente, puede existir alguna excepción, puesto que si el operario que te ha pasado ITV calcula que dos meses no es tiempo suficiente para corregir los defectos, podría darte unos días más de margen.

Por contra, también podemos encontrarnos con la situación inversa, es decir, que en nuestra comunidad autónoma el plazo sea inferior y nos hayan concedido menos de dos meses para subsanar los fallos. De todas formas, si el resultado es desfavorable, en la misma estación donde pasaste la ITV te informarán del plazo que tienes para solucionar todos los fallos. Una vez reparado el vehículo, tienes que regresar al mismo centro de inspección para comprobar que todo está en orden y se convierta en una inspección favorable. Y así, todos contentos.

¿Puedo circular con la ITV desfavorable?

Sencillamente, no. No se puede circular con una ITV desfavorable, aunque hay una excepción: cuando vas de la estación de la ITV al taller para reparar los defectos y del taller a la ITV para la segunda inspección del coche. De hecho, esta es la gran diferencia entre una ITV desfavorable y una inspección negativa, puesto que, en el segundo caso, el vehículo se considera un peligro rodante y será inmovilizado; necesitarás una grúa para llevarlo al taller. En caso de circular con la ITV desfavorable te pueden sancionar con una multa de 200 euros.

¿Cuánto cuesta la segunda revisión?

El gran problema tener una ITV desfavorable redunda en que la segunda revisión te puede salir más cara. Una vez más, el cuánto cuesta depende de dónde vivas. En Aragón, Andalucía o las dos Castillas es gratis siempre que sea dentro de los dos primeros meses, plazo que se reduce a un mes en Euskadi, Navarra o La Rioja (en el segundo mes se paga el 70 %). En Asturias son 21 días, en Cataluña, Cantabria y las Islas Canarias dos semanas o 15 días hábiles. En Madrid depende de la estación. En Valencia siempre se paga el 70 %, en Baleares depende del defecto y de la isla y, por último, en Galicia siempre es gratis.

Fuente: Autonoción, Motor.es

  • ITV
  • mantenimiento
  • multas