Logo de Noticias Coches
BMW Concept iX5 Hydrogen Protection VR6 2022 (1)
Luis Blázquez

BMW Concept iX5 Hydrogen Protection VR6: blindaje y sostenibilidad también pueden ir de la mano

No sabemos a ciencia cierta como será el futuro de la automoción. Parece que los motores de combustión interna están en las últimas ante las fuertes directrices y multas por emisiones de CO2, salvo que los combustibles sintéticos peguen el pelotazo. También tenemos a los híbridos en serie (HEV) y enchufables (PHEV), los eléctricos puros (BEV) o movidos por hidrógeno. Pero sí sabemos que los fabricantes no paran de innovar, como nos demuestra el BMW Concept iX5 Hydrogen Protection VR6.

Presentado aún como un prototipo, el iX5 Hydrogen Protection VR6 se postula como el primer vehículo de seguridad homologado que funciona con un tren motriz de pila de combustible de hidrógeno. La idea es satisfacer las necesidades de los particulares y de quienes requieren una protección especial, al tiempo que busca establecer nuevos estándares de sostenibilidad en su segmento de vehículos. Porque BMW, Toyota, Stellantis y el Grupo Hyundai, son los máximos responsables de que el hidrógeno sea una realidad en los coches de producción.

La base de este nuevo prototipo es el BMW X5 en su versión Protection VR6. Como su nombre indica, cumple con los requisitos de la clase de resistencia VR6, de acuerdo con los criterios de prueba oficiales reconocidos de VPAM (Asociaciones de Institutos de Pruebas de Europa para Materiales y Construcciones Resistentes a los Ataques, por sus siglas en inglés). La certificación se llevó a cabo de acuerdo con las directrices para vehículos resistentes a balas (BRV 2009) y a explosivos (ERV 2010 y PAS 300), que garantizan la seguridad de los ocupantes.

Porque su habitáculo blindado ofrece protección contra ataques con armas de fuego o cargas explosivas gracias a piezas moldeadas de acero de alta resistencia, los cristales protectores de 30 milímetros de grosor y un sellado hermético de los huecos en zonas sensibles, véanse las puertas y la carrocería, así como un tabique blindado en el maletero. Como todo, este vehículo puede resistir los disparos del arma más utilizado en el mundo, el AK-47 (con cartuchos de 7,62 x 39 mm), y evitar la penetración de esquirlas con granadas de mano HG 85.

Su habitáculo blindado también puede soportar explosiones laterales de hasta 15 kilogramos de TNT desde una distancia de cuatro metros. De igual forma, toda la tecnología de protección post-explosión de los cristales a bordo es particularmente eficaz para proteger contra ataques secundarios. Incluso después de una explosión, todas las lunas permanecerán en su posición de origen, por lo que no pueden producirse aberturas entre el cristal y la carrocería.

Si las cosas se ponen difíciles, el X5 blindado también cuenta con un depósito de combustible autosellante y ruedas capaces de rodar aun con los neumáticos pinchados. BMW también puede equipar funciones adicionales posteriores al choque que garantizan que el X5 blindado no quede inmóvil tras un impacto, ya sea con otro vehículo, una pared o incluso una bomba. Otras opciones incluyen el compuesto de fibra de la sección inferior del chasis para resistir las granadas HG 85, y refuerzos de fibra y acero en el techo para repeler drones.

En el caso del BMW Concept iX5 Hydrogen Protection VR6 se ha prestado especial atención al blindaje de los depósitos de hidrógeno, incluidos sus sistemas de válvulas, con una protección de los bajos no magnéticos, que pesara lo menos posible y garantizara la máxima distancia al suelo. El blindaje fue desarrollado para este fin a través de una innovadora estructura de capas que garantiza la protección contra las explosiones, manteniendo al mismo tiempo una elevada rigidez a la flexión. Además, también se sometieron a pruebas de rotura y fuga.

Bajo la carrocería, BMW no da detalle alguno de qué se esconde en el Concept iX5 Hydrogen Protection VR6. Suponemos que es el mismo sistema que vimos en el prototipo de hidrógeno del X5 estándar en 2020, lo que se traduce en 374 CVy dos tanques de seis kilos de hidrógeno. Puede parecer poco interesante, pero este modelo, sin el sistema de pila de combustible, tiene un consumo combinado de 14,4 l/100 km y unas emisiones de CO2 combinadas de 329 g/km (WLTP), mientras que, con el sistema de hidrógeno, esta última cifra es de 0 g/km.

Fuente: BMW

  • BMW
  • coches blindados
  • prototipo