El Ford Mustang es uno de esos muscle car míticos, que tras varias generaciones sigue ocupando un lugar privilegiado en el mercado. Lleva varios años coronándose como el deportivo más vendido a nivel mundial y de vez en cuando sorprende con alguna edición especial como esta que ha salido en Estados Unidos. Se trata del Ford Mustang Mach 1 (no confundir con el eléctrico Mach-E), una denominación que tiene más de cinco décadas de vida y que se recupera tras 17 años en barbecho.

Se trata de un heredero de aquel primer Mustang Mach 1 de 1969 que batió nada menos que 295 récords de velocidad y resistencia en el desierto salado de Bonneville. También centrado en la velocidad, el nuevo modelo quiere posicionarse en la gama justo entre medias del Mustang GT y de los radicales Shelby. Precisamente toma algunas piezas tanto del Shelby GT350 como del Shelby GT500 para mejorar el rendimiento.

El Ford Mustang Mach 1 lleva bajo el capó el motor V8 de 5.0 litros con una puesta a punto específica. Deja atrás los 450 CV que tiene de potencia y se queda en 480 CV y 569 Nm de par. Lo consigue con la admisión y parte de la refrigeración del Shelby GT350, mientras que también monta su caja de cambios manual Tremec de seis velocidades. Opcionalmente se puede optar por la transmisión automática SelectShift de convertidor de par con 10 velocidades.

A nivel estético, el Mustang Mach 1 destaca por algunos detalles como la parrilla específica con entramado tridimensional, nuevas tomas de aire o acentos en negro en varios puntos de la carrocería. Estrena unas llantas de 19 pulgadas del estilo Magnum 500 con un acabado más oscuro. Entre los colores disponibles están los Iconic Silver, Shadow Black, Oxford White, Velocity Blue, Twister Orange, Race Red y Grabber Yellow; permitiendo escoger las franjas en contraste.

También hay disponible un Appearance pack que va con la pintura Fighter Jet Gray y con una aerodinámica mejorada (+150 % de carga respecto al Handling pack) gracias a elementos como el splitter más prominente o el alerón trasero estilo Shelby. En este caso también se toma la refrigeración del Shelby GT500 para mejorar sus capacidades en circuito y cuenta con unas llantas de 20 pulgadas con un diseño diferenciado.

Galería de fotos:

Ver galeria (25 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta