Las versiones deportivas siguen estando de moda y las podemos ver en un buen número de modelos. Aunque los SUV no se suelen prestar tanto a esta conversión, lo cierto es que también van llegando algunos con estas características. Recientemente fue lanzado el Skoda Kodiaq RS, que se jactaba de ser el siete plazas más rápido en Nürburgring. Ahora comienzan los rumores sobre un futuro Skoda Karoq RS que sería más radical aún.

Tras probar este SUV compacto, nos dimos cuenta de que era uno de los más completos del mercado. Un ejemplar perfecto para postularse como el tercero de la familia Skoda RS, tras los Octavia y Kodiaq. Pero será bastante diferente a los dos anteriores. Una de las mejores noticias es que adoptará el motor de gasolina 2.0 TSI, mismo que el Octavia RS, pero diferente del 2.0 TDI del Kodiaq RS. Además tendrá la influencia de un modelo muy representativo en el segmento.

El Cupra Ateca fue el primero en llegar dentro de la submarca deportiva de SEAT y destaca por su comportamiento deportivo. El Skoda Karoq RS compartirá su mecánica y puede que su potencia quede cerca de sus 300 CV y 400 Nm de par. De esta forma dejaría atrás los 245 CV que había llegado a alcanzar el Octavia RS y también los 240 CV del Kodiaq RS diésel. La tracción total vendría de serie, al igual que la transmisión automática DSG de siete velocidades.

Todavía no hay confirmación oficial por parte de la marca, pero todo apunta a que el Karoq RS podría debutar a lo largo de 2019. Probablemente el Salón de Ginebra sea demasiado pronto y además en esta cita tienen previsto presentar un SUV pequeño basado en el prototipo Skoda Vision X y la nueva generación del Superb. Más papeletas tiene el Salón de Frankfurt, ya en la segunda mitad del año. El futuro tiene buena pinta para Skoda, que también baraja una versión deportiva del Scala.

Fuente: Autobild

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta