El mes de abril ha marcado el cambio de tendencia con una vuelta al crecimiento de las matriculaciones gracias al Plan PIVE 2. Se han alcanzado las 62.328 unidades, un 10% más respecto al mismo mes del año anterior, si bien el año pasado coincidió Semana Santa en abril. De ahí que sea má fiable, para evitar la estacionalidad de la Semana Santa, sumar el conjunto de matriculaciones de los meses de marzo y abril, con lo que el crecimiento se sitúa en el 6,74%.

Estas cifras han logrado mitigar ligeramente la caída del acumulado del año, situándose durante los primeros cuatro meses del año en el -6,1% con un volumen de 243.194 unidades matriculadas.

La patronal de fabricantes, Aniacam, señala que este crecimiento de ventas de coches está motivado por el Plan PIVE 2,  ya que las bajas de vehículos de más de 10 años también han crecido en los dos últimos meses un 28%. De cara a los próximos meses, “todo hace prever que el canal particulares será el que tire del mercado y de las previsiones para los próximos meses”, indican desde la entidad.

Y es que, en el caso del canal de particulares, el crecimiento del mes de abril ha sido del 26%. Una vez más, el dato más alarmante es el del canal de empresas que cae un -21,9%. La desaparición de pequeñas y medianas empresas debido a la mala situación económica hace que la  caída acumulada en lo que va de año alcance el -24,1% en el canal de empresas. SIn embargo, el canal que más creció durante el mes de abril fue el de alquiladoras, con un 35,6% (un 5,61 más si se toman los datos de marzo y abril)

Según los datos que maneja Aniacam, se han realizado ya más de 60.000 reservas dentro del Plan PIVE lo que equivale a más de un tercio del todo el Plan en apenas dos meses lo que hace prever que el PIVE estará agotado a finales del tercer trimestre del año. El aumento del fondos del Plan PIVE 2 no cambiará demasiado esta fecha.

Desde Aniacam señalan que “la mayoría todavía no tiene confianza en la situación económica por lo que sólo se cambia de coche cuando no queda más remedio”, y se hace aprovechando la ayuda del PIVE que, junto a los descuentos medios de casi 4.000€, hacen un total de 6.000€. En un coche con un valor de 18.000€ estaríamos hablando de un descuento de un 33% del valor. “Actualmente los mayores descuentos de Europa se encuentran en España”.

Marcas y modelos más vendidos en abril de 2013:

Por segmentos, en el mes de abril suben mucho los SUV pequeños (hasta un 51,5%), si bien esto puede ser debido al aumento de oferta en el último años. También suben bastante los modelos más pequeños. Superutilitarios (32%), utilitarios (13,8%) y compactos (21,8%). Las mayores caídas se producen el los deportivos.

Si analizamos las ventas por marcas, Seat recupera el liderazgo en abril y la catapulta a liderar las ventas anuales. La sigue Volkswagen, Peugeot y Opel, que ya había tenido resultados fantásticos en marzo de 2013.  Renault, Ford, Citroën, Audi, Toyota y Nissan completan el top 10.

En este cuadro vemos los 20 modelos que más se han vendido en el mes de abril. El Seat Ibiza vuelve a confirmarse como el superventas del país. La subida de Seat se explica también por los buenos resultados que está teniendo el nuevo Seat León (si bien en la cifra se incluyen algunas unidades de la anterior generación).

EL resto de modelos son los habituales en esta lista. Destaca que Nissan haya logrado meter las dos carrocerías del Qashqai y l apresnecia del Audi A1. Otro modelo que entra es el Kia cee´d.

En el acumulado del año, que vemos en el cuadro a continuación, se observa cómo el Citroën C4 ha perdido buena parte de la ventaja que tenía acumulada respecto al Seat Ibiza y ahora mismo apenas un centenar de unidades les separan. Ojo también a la subida mantenida del Seat León. Y es que el compacto español (en estos momentos en nuestro banco de pruebas) puede ser la sorpresa del año en el mercado. Estaremos atentos a la más que posible subida de posiciones, ya que todavía tiene que llegar la carrocería SC al mercado y la familiar.

Fuentes: Aniacam, Ganvam

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta