Como ya habíamos avanzado hace tiempo, el ex diseñador de Jaguar, Ian Callum, y R-Reforged, con sede en Suiza, han revelado la versión de producción de su primer proyecto conjunto: el Aston Martin Callum Vanquish 25 de R-Reforged. Se estrena solo nueve meses después de que se anunciase el proyecto, y la producción comenzará en septiembre. Veamos que nos ofrece esta máquina que destila tanto un sabor añejo como las últimas novedades.

Ian Callum ha trabajado con fabricantes de la talla de Ford, Aston Martin y Jaguar. Bajo su mano salieron algunos coches legendarios, tales como el Ford Escort RS Cosworth, el Aston Martin DB7, DB9 y Vanquish, o los Jaguar XK , XJ, F-Type y F-Pace. El diseñador escocés abandonó a esta última en 2019 para crear su propia compañía, Callum Designs, y su proyecto más reciente es un rediseño del Aston Martin Vanquish de primera generación, un deportivo de altos vuelos que diseñó a principios de la década del 2000.

Y aunque el modelo original fuese diseñado por Ian Callum, esta actualización fue construida en cooperación con R-Reforged, una compañía de preparación de coches relativamente nueva con sede en Suiza y formada en 2018. R-Reforged es una marca registrada del Universo R junto con R-Experience, R-Service y R-Motorsport, que son propiedad exclusiva de Swiss AF Racing Group. Esta misma empresa también es la encargada de producir los “nuevos” Aston Martin Vantage V12 Zagato, tanto con carrocería coupé como speedster.

Este Vanquish rojo de primera generación fue reinventado con “más de 350 cambios de ingeniería, materiales y diseño que transforman el automóvil más querido en un GT [gran turismo] más práctico y relevante”, ajustando la dinámica de conducción en pistas húmedas y secas en el campo de pruebas Ladoux de Michelin y en las carreteras de Reino Unido. Algunos dicen que el Aston Martin Vanquish de primera generación (2001-2007) es una obra de arte que no necesita mejoras, pero Callum encontró una manera de mejorar su aspecto.

Para empezar, el parachoques delantero ahora presenta una nueva parrilla central y grandes aberturas rectangulares a los lados. En la parte posterior, presenta pilotos rediseñados y un difusor más deportivo con cuatro aletas verticales y salidas de escape del color de la carrocería. El portón del maletero también se ha modificado para integrar un alerón más grande, mientras que las llantas de aleación de 20 pulgadas son de nueva factura.

En comparación con el prototipo mostrado el año pasado, el Callum Vanquish 25 presenta un interior revisado, más opciones para los acabados y una configuración específica para el chasis y el tren motriz. Para empezar, la experiencia de conducción se ha mejorado a través de una suspensión Bilstein completamente nueva que mejora la agilidad y el manejo, además de bajar la altura del conjunto en 10 milímetros y aumentar el ancho de vías en 60 mm. La dirección también es más nítida gracias a una nueva calibración a la vez que la posición de conducción se ha reducido.

Los ingenieros también instalaron nuevos bujes, barras antivuelco más rígidas y neumáticos Michelin Pilot Sport específicos para lograr una linealidad en el balanceo y la compostura sin la sensación de estar sobre una pista de rocas sólidas, es decir, sin mermar el carácter de lo que un gran turismo debe de ser. Como era de esperar, hay muchos componentes que pueden resultar familiares, dado que algunas de las piezas provienen de principios de la década del 2000 de algunos coches Ford, propietaria de Aston Martin por entonces (1991-2007).

En el interior, el cuero es proporcionado por Bridge of Weir Leather Company, mientras que el reloj de bolsillo extraíble firmado por Bremont domina el salpicadero y ahora incluye detalles de cromo oscuro cepillado o pulido sobre una superficie de fibra de carbono, aunque se puede optar en opción por una chapa de madera de nogal. El deportivo inglés también viene con un juego de maletas Mulberry diseñado para caber cómodamente en la parte trasera del habitáculo, donde irían los asientos traseros (si los tuviera).

En cuanto al corazón mecánico, el Aston Martin Callum Vanquish 25 de R-Reforged hace gala de un propulsor V12 de 5.9 litros mejorado capaz de generar 580 CV, 60 CV más que el Vanquish de serie, y todos ellos enviados a las ruedas posteriores a través de una transmisión manual o automática. La centralita ha obtenido un sistema de admisión de carbono a medida y colectores de escape primarios de acero inoxidable de igual longitud. Además, el compartimento del motor se ha detallado con apósitos de fibra carbono y cuero.

Como su nombre indica, la producción del Callum Vanquish 25 se limitará a 25 ejemplares. Los primeros se construirán en septiembre para clientes de Europa y América Latina. En cuanto al precio, la compañía británica pide 550.000 libras por cada uno de ellos, algo más de 600.000 euros al cambio. Aunque si quieres uno de los mejores Vanquish jamás construido, tendrás que pagar por ello.

Fuente: Callum

Galería de fotos:

Ver galeria (13 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta