Logo de Noticias Coches
Connected Cam Citroen
Luis Ramos Penabad

¿Puede ser interesante una cámara en el coche? Así es la ConnectedCam de Citroën

En Citroën siempre presumen de hacer coches especiales a lo largo de su historia. Respondieron a la necesidad de movilidad del rural con coches como el Citroën 2CV, al tiempo que hacían coches de auténtico lujo y soluciones técnicas inovadoras como el DS.  Y eso sigue siendo así en la era digital, con soluciones divertidas (y a la vez prácticas) como es la Citroën ConnectedCam.

¿Y qué es eso? Pues se trata de una cámara digital de alta definición que está integrada en el retrovisor interior. Sí, con ello puedes capturar imágenes y vídeos de todo lo que pasa delante del coche. 

Basta con descargarse una aplicación al teléfono móvil (disponible en Google Play o Apple Store) y, cada vez que pulsas un botón bajo el retrovisor, la foto queda automáticamente guardada en tu álbum. Con un toque corto toma una foto. Con una pulsación más larga, graba un vídeo de unos 20 segundos.

Sí, esta foto está hecha con la ConnectedCam de Citroën

Así de sencillo. También puedes ir compartiendo esas imágenes (y vídeos de hasta 2 minutos), en redes sociales desde la propia aplicación. Soluciones para un mundo que cada vez está más conectado y donde todos quieren compartir sus instantes especiales.

De acuerdo, si nos quedamos en esta función puede ser algo que no te plantees para tu coche. Pero además de ser un potencial generador de «likes», puede tener una función importante en materia de seguridad.

Como el dispositivo tiene 16 Gb de memoria interna, va grabando de manera automática todo lo que sucede delante del vehículo. Y eso es una ventaja cuando tienes un accidente. En caso de choque o colisión, registra una secuencia de un minuto treinta segundos donde pueden ver los 30 segundos anteriores al incidente y el minuto posterior.

Y sí, la gente la encarga. Ahora mismo está disponible en modelos como el nuevo Citroën C3, el Citroën C4 o el Citroën C5 Aircross. Y entre un 15 y un 20% de compradores ha solicitado este extra. No es caro, ya que su precio oscila entre los 250 y 300 euros, en función del modelo elegido. Por ahora no forma parte de ningún paquete de equipamiento, hay que encargarla sola.

Desde la marca nos cuentan que sus clientes valoran de manera muy positiva la conectividad, en torno a un 21 %, y prácticamente uno de cada cuatro lo ve como un punto decisivo para comprar un coche. De ahí que estas tecnología sea un punto a favor, junto a otras más habituales enfocadas a la seguridad, como el Active Safety Brake, la alerta de cambio involuntario de carril, el sistema de vigilancia de ángulo muerto, el acceso y arranque manos libres o el Park Assist.

En este vídeo puedes ver cómo funciona la ConnectedCam de Citroën:

Galería de fotos:

  • Citroën
  • tecnología