El mercado no deja de dar sorpresas. La caída en las ventas se ha moderado en julio con apenas un 4% menos de coches vendidos que en julio del año pasado. ¿Por qué, después de caídas de entre el 20 y el 30% este mes baja tanto? ¿Se ve ya la luz al final del túnel de la crisis? La respuesta no hay que buscarla ahora, sino hace un año. En junio de 2010 desaparecieron las ayudas del Plan 2000E y, además, subió el IVA un 2%. Eso supuso que las ventas cayesen un 24% en julio de 2010.

El presidente de la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor (Ganvam), Juan Antonio Sánchez Torres, aseguró que las ventas de vehículos continuarán en caída libre. El panorama que dibuja para su sector no es muy halagüeño: prevé que el ejercio de 2011 se cierre con unas ventas no superiores a las 830.000 unidades, la mitad del volumen de 2007. Sólo parece haber una salida: que se recupere la confianza de los consumidores y el acceso al crédito y la financiación.

Sánchez Torres afirmó que “el despegue real de la demanda automovilística no se producirá hasta que los indicadores macroeconómicos arrojen claras muestras de mejora, ya que su evolución está estrechamente ligada a la marcha de la economía y, muy especialmente, a la confianza del consumidor y a la fluidez del crédito, factor decisivo para la reactivación del consumo”.

Coches más vendidos enero - julio 2011. Fuente: Aniacam

El volumen de ventas de este último mes vuelve a situar las matriculaciones en mínimos históricos, con 78.900 unidades comercializadas en julio de 2011, con el agravante de que las ventas de julio de 2009 y 2010 acumulaban ya un retroceso del 35% con respecto al ejercicio precedente.

El mercado de particulares es el que peor resiste. Arrastra un descenso del 44%. Si esta comparativa se realiza con igual período del año 2007, el año antes de la crisis, la caída de particulares llega hasta el 60%. En total, se han matriculado en el mes de julio 39.054 unidades. En el periodo acumulado, los particulares han adquirido un total de 230.625 unidades.

Las matriculaciones correspondientes al canal de empresas han alcanzado 25.893 unidades, con un ligero crecimiento del 0,7%, manteniendo un alza en el período acumulado del 4,3% y un total de 164.841 unidades.

Por su parte, el canal alquilador, muestra en el mes un retroceso del 4,3% con un volumen de 13.966 unidades. y en el período enero‐julio, reflejan un incremento del 5,6%. Sólo hay un dato bueno, que sube la fabricación de coches en España, pero cada vez se destinan más a la exportación.

Con tan pocas ventas, cabría esperar que la agresiva campaña de precios del Ibiza en julio dejase la diferencia con el Megane reducida al mínimo. Nada de eso ha parecido ocurrir. Si hasta se habían matriculado 411 Renault Meganes más que SEAT Ibiza, ahora esta diferencia aumenta, como puedes ver en el cuadro a la izquierda. En julio la distancia aumenta hasta las 732 unidades de diferencia.

¿No ha sabido los potenciales compradores aporvechar las ofertas de SEAT? Parece que sí, pero como las ofertas del fabricante de Martorell eran en toda su gama de vehículos y no sólo se veía reducido el precio, sino que incluía una financiación al 0% de interés.

Esto ha impulsado las ventas del SEAT León, que ha sido el tercer coche más vendido de julio. Sus ventas supusieron el mes pasado un 3,51% del total de matriculaciones, mientras que en el acumulado del año apenas alcanza un 2,78%, como puedes observar en este cuadro. Sin duda, ante las ofertas de Seat, los clientes han optado por un coche más versátil como es el compacto antes que por el Ibiza.

Dentro del TOP 20 de ventas de julio cabe destacar la entrada del Mercedes Clase C, que entra dentro de los más vendidos desplazando al SEAT Altea.

Fuentes: Ganvam, Aniacam

Tablas de cifras de coches más vendidos:

Ver galeria (3 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta