Cuando vimos por primera vez al Mercedes Vision EQS nos quedó claro que la marca de la estrella tenía intención de sacar una berlina de representación totalmente eléctrica. Se trataba de un prototipo pero ya adelantaba los propósitos de hacer un vehículo de producción de este tipo en un futuro no muy lejano. Este Mercedes EQS será el pináculo de la gama de eléctricos y se espera que llegue en 2022 estrenando una nueva plataforma.

Esta berlina será el primer ejemplar que se asiente sobre la arquitectura EVA (electric vehicle arquitecture) para coches eléctricos. Este futuro modelo, que se reconoce con el código interno V297, tendrá que rivalizar con un próximo Jaguar XJ también eléctrico y, algo de lejos, con los Tesla Model S o Porsche Taycan. Decimos esto porque el Mercedes EQS estará a la altura dinámicamente, pero podría superar al resto por comodidad y refinamiento, que son otras de sus principales bazas.

Eso no quiere decir que se sustituya por completo al Mercedes Clase S. Este modelo seguirá estando presente como una opción algo más tradicional, mientras que el EQS aporta vanguardia. Ya vimos de lo que era capaz a nivel estético, con ese diseño minimalista con líneas muy fluidas y unas ópticas futuristas. También seguirían apareciendo las llantas de 22 pulgadas y un capó en fibra de carbono. Las dimensiones serían más similares a las de un Mercedes CLS que a las de un Clase S.

Sin embargo, el espacio interior estaría por encima gracias a la nueva plataforma. Destacaría por habitabilidad y también por maletero al tener esa generosa distancia entre ejes, voladizos cortos y todo el paquete de baterías alojado en el piso del vehículo. A nivel mecánico ofrecería varias opciones diferentes. Una de ellas coincidiría con las cifras del prototipo, con una potencia de 475 CV y 700 Nm de par, además de una autonomía superior a los 500 kilómetros con su batería de 100 kWh de capacidad.

Sin embargo, no sería el más potente de la gama. También habría un Mercedes-AMG EQS que sería la variante deportiva y que pretende igualar las prestaciones de los modelos con motor V8. Para ello tendría una potencia superior a 600 CV y 900 Nm de par con la misma combinación de dos motores eléctricos (uno en cada eje) para conseguir la tracción total. Esta versión también daría el pistoletazo de salida a una serie de eléctricos de altas prestaciones firmados por AMG.

Fuente: Autocar

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta