Logo de Noticias Coches
The 2016 Mercedes-AMG G65
Mario Nogales

Si tienes un Mercedes-AMG G 65 ten cuidado con la marcha atrás

Ya hay una nueva generación del Mercedes Clase G. El todoterreno por excelencia introdujo algunos cambios notables a la vez que mantenía intacta su filosofía, algo que se ha de valorar en un modelo que lleva casi cuatro décadas en el mercado. Aunque todavía no hemos podido ver versiones deportivas AMG del nuevo ejemplar. Para eso nos tenemos que ir al Mercedes-AMG G 65, tope de gama antes del cambio generacional.

Y precisamente ese ejemplar ha sido noticia por algo muy curioso. Se va a realizar una llamada a revisión a 20 unidades del G 65 comercializadas en 2017 en Estados Unidos. La NHTSA, organismo regulador de seguridad en este país, ha considerado que hay un riesgo grave de pérdida de estabilidad y del control del vehículo cuando se rebasan los 25 km/h yendo marcha atrás. Incluso podría haber posibilidades de volcar.

El problema es que el limitador de velocidad de la marcha atrás podría fallar y el Mercedes-AMG G 65 no es un vehículo demasiado estable en estas circunstancias y a una velocidad algo superior. Estamos ante un vehículo con un centro de gravedad muy alto y cualquier giro brusco podría ser peligroso para los ocupantes. Por no hablar de que esta versión en concreto va equipada con un motor V12 biturbo de 6.0 litros con nada menos que 630 CV y 1.000 Nm de par esperando cualquier orden del acelerador.

Como decíamos al principio, se trata de un modelo que ya no se vende, pues ha sido sustituido por la nueva generación. Los afectados son un número mínimo de unidades y la solución que les aporta la marca es una revisión del software para limitar la velocidad marcha atrás y que no se sobrepasen los 25 km/h. En todo caso, llama la atención que un coche que podía alcanzar los 300.000 euros tenga problemas y que sean tan llamativos como este.

Fuente: NHTSA

  • Mercedes
  • Mercedes AMG
  • Mercedes Clase G
  • revisión