Rumores interesantes que llegan desde la cadena de suministro de MINI. El MINI Cabrio, tendría los días contados. La noticia apunta que en febrero de 2024 vence los contratos firmados con proveedores de la fábrica de Born (Holanda) y no se renovarán, de ahí que se de por «muerto» al modelo.

Desde MINI no han confirmado la noticia. Se han limitado a decir a Autonews que no comentan nada sobre los planes futuros del modelo y que este pequeño descapotable es a día de hoy «un modelo atractivo en la gama de MINI».

Actualmente se vende la tercera generación del MINI Cabrio, una carrocería que ya existía en el MINI original y que acompañó al tres puertas desde que en 2001 BMW se hizo con el control de la firma británica. Pero las ventas mandan. Cada vez se quieren menos descapotables y las ventas así lo atestiguan. En el mercado americano, por ejemplo, vendió apenas 4.031 unidades en 2019, un 25 % menos que en 2018. Solamente el Clubman vende menos. Otro tanto ocurre en nuestro país. En España se matricularon 1.326 unidades el pasado año.

Ver más fotos del MINI Cabrio

No se trata de dos mercados atípicos, ni mucho menos. La actual generación, lanzada en 2016, se fabrica en Born y el pasado año apenas salieron de su fábrica 30.426 unidades. Una cifra a todas luces escasa y que supone un descenso del 14% desde 2016, según datos de AutoForecast Solutions.

Y es que, nos pongamos como nos pongamos, la demanda de coches descapotables ha descendido año tras año a nivel global. Se trata de productos de nicho que, además, suma complejidad a la hora de fabricarlos. Si ya mantener un utilitario de tres puertas ya es remar contracorriente (el único que queda en nuestro mercado, vende menos que el MINI de 5 puertas en nuestro país), la variante cabrio podría considerarse un delirio desde el punto de vista industrial.

El mercado de coches aspiracionales de este tipo se ha ido moviendo hacia los SUV pequeños. Los pocos que siguen prefiriendo un cabrio se van yendo poco a poco hacia modelos como el Mazda MX-5 (más barato) o hacia coches más prestacionales que no son mucho más caros. En el caso del mercado americano, el Ford Mustang Convertible o el Chevrolet Camaro Convertible.

¿Qué podemos esperar entonces de MINI? Pues viendo las tendencias de los consumidores, no descartamos que a corto o medio plazo refuerce su gama de crossover. Acaba de renovarse la segunda generación del Countryman, su único representante del segmento y podría volver algún SUV de corte más deportivo, un nicho que ya explotó (ahí estaba el Paceman) pero quizá llegase antes de tiempo.

Además, los SUV permiten con mayor facilidad no renunciar a tener un buen espacio interior al tiempo que se electrifica su tren motriz. Un ejemplo es el MINI Countryman SE, un SUV híbrido enchufable. Pero no te tires de los pelos si dentro de no mucho te anunciamos la llegada de un crossover  eléctrico a la gama del fabricante.

Vía: Automotive News

Galería de fotos:

Ver galeria (80 fotos)

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta