En julio leíamos en Autonews que Ford quería centrarse en la producción de SUV, dejando en el aire la fabricación de otros modelos, una política que ya sigue en Estados Unidos. En octubre se confirmó que, en aras de la rentabilidad de sus fábricas habría ajustes y el primero ya se ha presentado: se retiran del mercado el Ford C-Max y el Grand C-Max.

Estos monovolúmenes compactos, de cinco y siete asientos, se fabrican en la planta de Saarlouis, al  suroeste de Alemania, el mismo lugar donde se fabrica el Focus. La marca del óvalo ya está en conversaciones con los representantes de los trabajadores para encontrar una fórmula que minimice los recortes de empleos que supondrá esta retirada.

“Podemos confirmar que hemos establecido negociaciones formales con nuestro Comité de Empresa con el objetivo de finalizar la producción de C-Max / Grand C-Max en Saarlouis. El proceso también incluirá los ajustes necesarios a la fuerza laboral en Saarlouis”, indican desde Ford.

El plan de Ford es reducir 1.600 puestos de trabajo reduciendo el número de turnos de tres a dos. La planta de Saarlouis emplea actualmente a más de 6.190 personas, pero el número disminuirá drásticamente.

Los Ford C-Max y Grand C-Max han sido víctimas, como otros monovolúmenes antes, de la drástica bajada de la demanda de este tipo de vehículos tras el advenimiento de los SUV. De hecho, la marca ya había visto cómo debía jubilar al B-Max antes de tiempo, un curioso monovolumen pequeño cuyo hueco vino a ocupar el Ford EcoSport, ambos fabricados en la planta rumana de Craiova. El coste de adaptar los monovolúmenes a las nuevas regulaciones de emisiones no compensado por el número de ventas.

Esta noticia nos hace pensar también en qué ocurrirá con los monovolúmes de mayor tamaño que ofrece la marca, los S-Max y Galaxy. A diferencia de los anteriores, Ford ha actualizado a ambos hace unos meses, por lo que no serán retirados por el momento. Más difícil se nos antoja ver futuras evoluciones de ambos, sobre todo tras conocer que Ford colaborará con Volkswagen en el desarrollo de vehículos comerciales, cuyas versiones de pasajeros podrían fácilmente cubrir ese hueco del mercado.

Fuente: Reuters

NO HAY COMENTARIOS

Deja una respuesta