Logo de Noticias Coches
Renault LEGO tecnología híbrida e-Tech (1)
Luis Blázquez

Así es como Renault se basó en LEGO para crear su sistema híbrido E-Tech

Puede parecer extraño que algunos de los ingenieros más competentes y mejor pagados de la industria automotriz utilicen un juego diseñado para que los niños prueben tecnologías innovadoras. Sin embargo, la realidad es que las primeras ideas que llevaron a la mecánica híbrida (HEV) y a los híbridos enchufables (PHEV) de Renault bajo la denominación E-Tech se probaron primero con kits de LEGO Technic.

Cuando la firma del rombo lanzó su primer vehículo eléctrico en 2010, también se dedicó a coger experiencia con trenes motrices electrificados para desarrollar la tecnología híbrida que proporcionaría a los clientes del futuro una transición sin problemas hacia la tecnología totalmente eléctrica. Para llegar a esto, los ingenieros necesitaban demostrar que tenían la solución ideal para cumplir con un conjunto particular de especificaciones. Debía ser ligero, adecuado para todos los tamaños y ofrecer una autonomía de, al menos, 50 kilómetros.

De acuerdo con el experto en el tema y artífice de la idea, Nicolas Fremau, el modelo de de ladrillos de plástico en sí tardó 20 horas en completarse, más los siguientes 18 meses para convertir la creación de LEGO en un vehículo real y funcional. Aparentemente, la naturaleza táctil del set de LEGO le permitió a Fremau jugar con cosas, desarmarlas y probar distintos diseños en los que no habría pensado en el papel. Tener un producto pequeño pero funcional para experimentar en el plano físico fue, definitivamente, un verdadero beneficio.

“Cuando vi a mi hijo jugando con los LEGO Technic en casa, me dije a mí mismo, ‘bueno, no está tan lejos de lo que me gustaría hacer’. Entonces, compré lo que necesitaba pieza por pieza para tener todos los elementos de montaje”, dice Fremau. “El día que llevé el modelo a Gérard Detourbet y Rémi Bastien [directores del proyecto], no sabía cómo reaccionarían. Caminaron alrededor de él, lo tocaron y sintieron que teníamos un objeto real. Y siempre recordaré el comentario de Detourbet: ‘¡Si podemos hacerlo en LEGO, funcionará!’

Pero este no fue un caso de solo encajar ladrillos de plástico. Fremau tuvo que ensamblar los diferentes ejes y aros de transmisión, pegarlos y perforarlos para que encajaran en una cuna, además de motorizar todo el sistema. Fue una pieza de ingeniería que le permitió probar en vivo los diferentes modos de operación entre los motores. El proceso de probar los posibles modos de operación también le permitió descubrir otros nuevos en los que no había pensado previamente en el análisis teórico, por lo que iba por el camino correcto.

De hecho, probablemente esta sea la solución de movilidad menos costosa en la historia de Renault, que es tan sorprendente e inesperado como la solución técnica. “Fue un desafío para todo el equipo de ingeniería de investigación, con la movilización de las habilidades de las personas en control, diseño mecánico, etc.”, menciona Fremau. Todo el concepto fue un movimiento de potencia de Renault, y desde París han demostrado que, a veces, la solución óptima puede provenir de las cosas más simples, como unos juegos de niños de LEGO.

Haciendo un breve resumen sobre la tecnología E-Tech de Renault, cabe destacar que la transmisión no tiene embrague y está conectada a dos motores eléctricos, más el motor de combustión interna, que proporciona una conducción más suave y optimizada. Tiene una potencia total de 160 CV, y Renault afirma que el 80 % de toda la conducción en la ciudad se puede manejar solo con la electricidad, lo cual es impresionante, considerando el hecho de que tanto el Clio como el Captur, el Mégane y el Arkana tienen una batería de 1,2 kWh.

Fuente: Renault

Galería de fotos:

  • coches híbridos
  • Lego
  • Renault
  • tecnología