Logo de Noticias Coches
Opel Insignia Sports Tourer 2020 – 3
Luis Blázquez

El Opel Insignia no vivirá más allá de este año

Parece que, tras siete años en el mercado, Opel detendrá la producción del Insignia este 2022. Este espacio será reutilizado para la producción de más modelos compactos electrificados en su fábrica de Rüsselsheim. La desaparición de la oferta de tamaño mediano de Opel se produce poco después de que la filial británica de Vauxhall descontinuara el modelo. Sin embargo, hay un sucesor electrificado en el horizonte.

Ha sido un portavoz de Opel quien ha confirmado la eliminación del Insignia a Business Insider: “Como resultado de las regulaciones de emisiones de CO2 y el enfoque en la rápida aceleración de los tres nuevos modelos multi-energía en la planta de Rüsselsheim, la producción del Opel Insignia se eliminará gradualmente a lo largo de este año”. También añadió que la firma quiere “utilizar al máximo” la planta de Hesse en Rüsselsheim con la producción del nuevo Opel Astra y su derivado Sports Tourer, y el DS 4.

Si bien los entusiastas de Opel se entristecerán al ver que el Insignia se retira gradualmente, el portavoz también comentó sobre un nuevo sucesor: “Estamos trabajando intensamente en el sucesor del Insignia, que estará electrificado”. También habló sobre el futuro de la gama del fabricante germano: “Opel está impulsando el cambio a una marca puramente eléctrica para el 2028, y está preparando el lanzamiento de varios eléctricos de última generación, incluido un futuro buque insignia eléctrico”.

Se espera que el mencionado sucesor del Insignia debute en 2024 o en 2025. El modelo podría adoptar un estilo de carrocería de tipo crossover fastback, similar al visto en el Citroen C5 X y el reciente Peugeot 408, en la búsqueda para atraer clientes que desean la practicidad de un SUV, pero prefieren una silueta más aerodinámica sin ser una berlina. Al final, las tendencias mandan, y si bien hubo muchas décadas donde las berlinas eran esenciales en las filas de toda compañía automotriz, ahora son los SUV.

La generación actual del Opel Insignia se presentó en 2016 y se renovó en 2019. Se podía pedir en dos variantes de carrocería: Grand Sport (sedán), Sports Tourer (familiar) y Country Tourer (familiar elevada), junto con el GSi centrado en el rendimiento.  Desarrollado antes de la fusión de Opel con el Grupo PSA en 2017 –y mucho antes de la formación de Stellantis en 2021–, el Insignia es el último modelo restante de la cartera que todavía se basa en los fundamentos de General Motors.

 Además, solo el Insignia y el Crossland son los únicos modelos en la gama de Opel que no se ofrecen en forma electrificada, algo que va a cambiar en un futuro cercano ya que el fabricante pasará a ofrecer únicamente productos electrificados para 2024 y 100 % eléctricos para 2028. Pero Opel no es la única marca que ha dado por terminada su relación con las berlinas medias. En la última década, la mayoría de los fabricantes generalistas han salido del segmento que alguna vez fue popular, con ventas que disminuyeron rápidamente gracias a los SUV.

Fuente: Bussiness Insider

  • Industria
  • Opel
  • Opel Insignia